diumenge, 17 de juny de 2018

Mil nombres para el memorial de los asesinados por el franquismo en Ferrol


https://www.eldiario.es/galicia/movimientos_sociales/Ferrol_0_782872041.html



En esta mima semana, pero de 1898, nacía en A Coruña Xaime Quintanilla. En 1931 se convertiría en el primer alcalde republicano de Ferrol, destituido en 1934 y restituido tras la victoria del Frente Popular en 1936. Renunció al cargo a los pocos días para luego ser detenido en dos ocasiones y fusilado el 18 de agosto por los fascistas junto a otras 14 personas en las tapias del cementerio de Canido. Su nombre es uno de los más de 950 que conforman ya el listado elaborado por los historiadores Bernardo Máiz Vázquez y Xosé Manuel Suárez para culminar el proyecto impulsado por el Ayuntamiento ferrolano para la elaboración de un memorial de homenaje a las víctimas del franquismo en su comarca, además de en las contiguas del Eume y el Ortegal.
Será en ese mismo lugar donde mataron a Quintanilla y otras personas en el que se prevé erguir un monumento, tal y como había aprobado el pleno municipal el pasado 29 de septiembre en una moción presentada precisamente por Bernardo Máiz en representación de un amplio grupo de historiadores, familiares de las víctimas y activistas sociales de Ferrolterra y que fue aprobada con los votos a favor de todos los grupos y la abstención del PP.
El memorial, según la moción, deberá "recoger dignamente la nómina alfabética y cronológica" de las víctimas del franquismo en los 25 ayuntamientos de Ferrolterra, Eume y Ortegal, recopilación que llevan tiempo haciendo Máiz y Suárez y de la que ya hay resultados después de "dificultades para averiguar las identidades de todas las víctimas", como destaca el Ayuntamiento de Ferrol. El listado, ahora público, es fruto del ya hecho antes y del "contrastado en el análisis de los sumarios de los consejos de guerra que produjo la represión", así como de la "investigación en registros civiles y parroquiales".
La lista  es ya pública y permanecerá unos días colgada en la web del Ayuntamiento de Ferrol para que aquellos familiares o conocidos de las víctimas puedan comunicar  a través de un formulario las "inexactitudes, omisiones, errores o ausencias" que pueda haber. Es, según la administración local, una base de datos "muy fiable y completa de personas represaliadas" y en la que se han comprobado también las fechas y lugares de los asesinatos.
"Del Ortegal al Eume, el número de víctimas de fusilamientos y de paseos entre 1936 y 1939 supera con mucho las 800", advierte el Ayuntamiento, que recuerda que, "tristemente, la represión continuó durante toda la dictadura e incluso sobrepasó la muerte del dictador, por lo que la cifra total de personas asesinadas hasta 1976 se acerca a las mil".
En el listado, 968 nombres, además de 16 "desconocidos" víctimas de una sublevación militar y posterior represión que, sólo entre lo 20 y el 25 de julio de 1936, dejó en Ferrolterra-Eume-Ortegal 41 personas muertas en enfrentamientos directos entre los grupos sublevados y los defensores de la legalidad republicana. Sin embargo, una vez que las nuevas autoridades franquistas se hicieron con control total del territorio se inició "la terrible secuencia cotidiana de asesinatos irregulares y de ejecuciones en aplicación de una normativa militar siempre ilegal por derivar de un golpe de estado", según había destacado el propio Bernardo Máiz en la presentación en la moción aprobada.
La mayoría de los asesinatos se produjeron entre 1936 y 1939, casi un centenar entre 1940 y 1954 y algunos más después. Entre ellos también se encuentran los 42 ocupantes del mercante Udondo, ejecutados en septiembre en el cementerio de Serantes. El historiador recordó que en esta área fueron siete los regidores ejecutados (Cabanas, Cedeira, Fene, Mañón, Monfero, Mugardos y Serantes), además de 40 concejales o del simbólico caso de Quintanilla.

El PSOE anuncia una reforma de la ley para sacar a Franco del Valle de los Caídos.


http://www.publico.es/politica/psoe-anuncia-reforma-ley-sacar-franco-del-valle-caidos.html



El secretario de Justicia socialista propondrá a la ejecutiva federal del partido convierta la propuesta de ley del PSOE en proyecto de ley "lo antes posible": "Posiblemente, en lo que queda de legislatura, tendremos una nueva ley", asevera.


Una mujer toma una foto a su pareja en la esplanada del Valle de los Caidos. REUTERS/Juan Medina

El secretario de Justicia y Nuevos Derechos del PSOE, Andrés Perelló, ha anunciado que este lunes propondrá a la ejecutiva federal socialista una reforma de la Ley de Memoria Histórica para, entre otras cuestiones, sacar a Franco del Valle de los Caídos. "Posiblemente, en lo que queda de legislatura, tendremos una nueva ley de memoria histórica", ha dicho.
"El lunes propondré en la ejecutiva federal del PSOE que el Gobierno convierta la propuesta de ley del PSOE en proyecto de ley lo antes posible porque los compromisos del partido tienen que ser los compromisos del Gobierno", ha aseverado este sábado en un acto homenaje al centenar de personas que luchó por las libertades y la igualdad y que está enterrado en el Pozo Tárano, en el concejo asturiano de Teverga.
El PSOE registró en el Congreso de los Diputados, mucho antes de la moción de censura que ha situado a Pedro Sánchez como presidente del Gobierno, una propuesta de modificación de la Ley de Memoria Histórica. El proyecto de ley plantea, entre otras aspectos, que las exhumaciones sean una política pública, sacar a Franco del Valle de los Caídos y "dar una solución" a este lugar, o que los juicios del franquismo sean nulos de pleno derecho.
Asimismo, el PSOE planteará llevar al Código Penal el delito de apología del fascismo y franquismo, por lo que, Perelló ha puntualizado, "no podrá haber asociaciones como la de Francisco Franco", al tiempo que ha explicado que "habrá que modificar la Ley de fundaciones y asociaciones para que no se constituyan y se prohíban".
El secretario de Justicia y Nuevos Derechos del PSOE, se ha mostrado esperanzado con el nuevo gobierno socialista de Pedro Sánchez y ha indicado que la nueva ley recogerá que "las exhumaciones tendrán que ser políticas públicas, se planteará la nulidad de todos los juicios del franquismo, se dará solución a la situación del Valle de los Caídos y se prohibirá la apología del franquismo y del fascismo para equipararnos a los democracias europeas más consolidadas porque una nación demuestra su decencia cuando trata bien a sus muertos, y tenemos una deuda histórica con los muertos y con sus familias".
El PSOE, recordó Perelló, "tiene un compromiso importante y prioritari o con la memoria histórica desde hace años, como se demuestra con la ley de memoria que se aprobó durante la legislatura del gobierno de Zapatero".
El viernes, en declaraciones a los medios antes de protagonizar una charla y coloquio sobre la Memoria Histórica en Burgos, Perelló explicó que la intención de este nuevo proyecto será el de "ir un paso más allá" para que se "cierren aquellas fisuras por las que se fugaba, gracias a la derecha española, el cumplimiento de la ley". "Ninguna democracia con estándares sólidos se pueden permitir el lujo de tener una fundación fascista" y recordó que la apología del nazismo "está fuertemente penada en el código penal alemán".

Una exposición sobre 'La Desbandá' conmemora el Día de la Memoria Histórica y Democrática


http://www.ideal.es/granada/exposicion-sobre-desbanda-20180615220819-nt.html



Una exposición sobre 'La Desbandá' conmemora el Día de la Memoria Histórica y Democrática
ALFREDO AGUILAR

La Normal acoge una exposición sobre el episodio de 'La Desbandá', uno de los momentos más cruentos de la Guerra Civil española

R. I.
El espacio expositivo de la Delegación Territorial de Educación de la Junta en Granada acoge desde este jueves una muestra gráfica sobre 'La Desbandá', uno de los episodios más cruentos de la Guerra Civil española, que tuvo lugar tras la entrada en Málaga de las tropas franquistas.

El hecho histórico «condujo a una verdadera masacre entre la multitud de civiles que huían camino de Almería bajo el acoso de las bombas de los sublevados», según ha informado la Junta de Andalucía tras la presentación de la exposición.
La delegada del Gobierno andaluz en Granada, Sandra García, ha inaugurado la muestra junto al delegado territorial de Educación, Germán González, y el presidente de la Asociación Granadina para la Recuperación de la Memoria, Rafael Gil Bracero, en un acto en el que han compartido además con estudiantes apreciaciones y reflexiones sobre este genocidio sobre la población civil.
Sandra García ha defendido la necesidad de llevar a las aulas la divulgación rigurosa de acontecimientos históricos asociados a la República, al golpe de estado militar, a la guerra civil y al franquismo, «explicados durante muchos años desde el testimonio exclusivo de los vencedores y obviando la realidad de lo que pasó».
La representante de la Junta ha destacado «la necesidad de ofrecer a la ciudadanía una visión de nuestra historia reciente basada en los principios de verdad, justicia y reparación, así como en los valores democráticos de concordia, convivencia, pluralismo, defensa de los derechos humanos, cultura de paz e igualdad».
La Ley de Memoria Histórica y Democrática de Andalucía señala el 14 de junio de cada año como día de recuerdo y homenaje a las víctimas del golpe militar y la Dictadura, con el objeto de «mantener su memoria y reivindicar los valores democráticos y la lucha del pueblo andaluz por sus libertades, garantizando a la ciudadanía andaluza el derecho a conocer tanto la verdad de los hechos acaecidos en el período que abarca desde la Segunda República, la Guerra Civil, la dictadura franquista y la Transición a la democracia hasta la entrada en vigor del primer Estatuto de Autonomía para Andalucía».
Los paneles que forman la muestra recuperan crónicas, titulares e imágenes gráficas de las cabeceras de periódicos y semanarios impresos de la época con los que se refleja y e «invita a reflexionar sobre lo que fue ese trágico episodio histórico que tuvo lugar en el marco de la Guerra Civil».
«No se podría encontrar mejor lugar para conmemorar este Día de la Memoria Histórica y Democrática que el emblemático edificio de La Normal, que se inauguró durante la Segunda República con el compromiso de avanzar hacia una sociedad más libre y justa mediante una educación universal, igualitaria, pública y laica», ha explicado el delegado de Educación, Germán González, que ha dedicado este día a los docentes de la Escuela Normal que fueron depurados por el régimen, y al director del centro, Agustín Escribano, durante el periodo republicano, que fue asesinado por el fascismo en 1936.
La exposición 'La Desbandá en la provincia de Granada', que ha sido coordinada desde la Asociación Granadina para la Recuperación de la Memoria Histórica y que cuenta con la colaboración de la Diputación de Granada permanecerá abierta en el espacio expositivo de la Delegación Territorial de Educación hasta finales de junio en horario de atención al público.

José Banús, el espía de Franco que se forró con El Valle de los Caídos y creó el lujoso Puerto Banús de Marbella


http://blogs.publico.es/strambotic/2018/06/jose-banus-marbella/?fb4ar=1529171967



15JUN 2018
Comentarios
Compartir: facebook twitter meneame
Jaime Noguera
“Nuestra Cruzada es la única lucha en la que los ricos que fueron a la guerra salieron más ricos”, dijo Francisco Franco durante un discurso en Lugo el 21 de agosto 1942. Y no le faltaba razón. Entre los miembros de la clase social “franquista” que forjaron su fortuna gracias a la corrupción sistémica del régimen, hoy queremos destacar a José Banús, un empresario que se hizo de orogracias a explotar a trabajadores-prisioneros del conjunto monumental funerario del Valle de los Caídos y que acabo siendo el dueño de la inmobiliaria más poderosa del franquismo.
A José Banús se le otorgan siempre en el ámbito turístico los calificativos de “visionario” y “pionero”. Fundador de la Marbella del lujo y la jet set junto a Alfonso de Hohenlohe, nada en sus humildes orígenes hacía prever su rutilante éxito en los negocios. Pero con él se cumplió el dicho de “quien a buen árbol se arrima, buena sombra le cobija”. El creador de Puerto Banús (y de los barrios madrileños de la Concepción y del Pilar) nació en La Masó, un pequeño pueblo de Tarragona, en 1906, en el seno de una familia humilde. Dejó de estudiar a los catorce años para ayudar a su padre en un negocio de construcción en  la misma localidad catalana.
Espía y quintacolumnista
Como contó Alberto Vargas Laguna en La Razón, durante la guerra civil (que pilló a José Banús en Madrid) estableció cerca de Génova unos “contactos asombrosos” con el espionaje franquista.
Para evitar ser enviado al frente de batalla, Banús se hizo pasar por enfermero y masajista, afiliándose (para disimular, claro) a la Confederación Nacional de Trabajadores. Fue destinado al Hospital Militar número 24, en el que se trataba a heridos de las  unidades anarquistas combatientes en los frentes de Somosierra y Talavera. Aprovechó el puesto para crear, junto a viejos amigos falangistas, un grupo clandestino que pudiese controlar rápidamente los servicios básicos de Madrid cuando las tropas rebeldes consiguiesen entrar en la capital.
Al no suceder esto, Banús participó de forma destacada en la creación de una de las redes quintacolumnistas más eficaces de la Guerra Civil. Al menos hasta el 5 abril de 1938, cuando el SIM (Servicio de Información Militar, agencia de inteligencia y del servicio de seguridad de la Segunda República Española) puso en marcha una enorme redada en Madrid en la que detuvieron a casi 200 personas, entre los que figuraban José Banús y sus colaboradores más cercanos, que fueron acusados de espionaje y alta traición. ¡Ahí es nada!
El 1 de agosto de 1938 y a petición del Fiscal, el presidente del Tribunal Especial de Guardia número 1 de Madrid le condenó a muerte, aunque la sentencia nunca se cumplió. Banús sirvió en la Casa de Trabajo de Alcalá de Henares, un batallón disciplinario donde trabajó en la realización de campos de aviación y carreteras. El 30 de marzo de 1939, al entrar los facciosos en Madrid, como era de esperar, José Banús quedó en libertad.
Explotador de presos para construir el Valle de los Caídos
En la posguerra, Banús controlo el suministro en Madrid de áridos y gravas, pero el pelotazo lo pegó con el monumento funerario más controvertido de nuestro país. Monto con su hermano Juan la empresa Construcciones Molán, que excavó la galería sobre la que se alzaría el conjunto arquitectónico. También , como leemos en ‘Ricos por la Guerra de España’, de Mariano Sánchez Soler, se encargaron de contruir la carretera de acceso a Cuelgamuros.
José Banús se encargaba personalmente de recorrer el centro de detención de San José de Valderas para seleccionar a los presos que realizarían las durísimas obras a cambio de comida y de redimir tres días de condena por uno de trabajo. También cobrarían un mísero salario, del que el Ministerio de Justicia les retendría un 50%, supuestamente en concepto de gastos por su manutención. Banús, emulando a Mengele o algún otro criminal nazi, interrogaba a los presos candidatos sobre su edad, les tanteaba los músculos para comprobar su fortaleza y les miraba los dientes, como si fuesen mulas de carga. Estos hombres trabajaron “a la romana”, como se decía entonces, extrayendo a mano los enormes bloques de granito para el panteón franquista.
Según comenta el historiador Nicolás Sánchez-Albornoz en su libro ‘Cárceles y exilios’ (2002), el de Banús fue el de “peor trato y fama” de entre los tres destacamentos penitenciarios de Cuelgamuros.
El imperio del ladrillo
A partir de la faraónica obra, el volumen negocios de José Banús aumentó de una manera impresionante. Tras levantar (con las convenientes triquiñuelas legales, ya que José Banús era presidente de la Junta oficial que expropiaba terrenos done luego él levantaba los bloques de apartamentos con su empresa privada) los barrios madrileños de la Concepción y del Pilar En 1962 se trasladó a la Costa del Sol con una idea palpitándole en el cráneo: erigir un complejo turístico de fama internacional.
Pelotazo en Banus
Al llegar a la Costa del Sol  Banús compró 1.200 hectáreas de terreno y construyó en ellas Nueva Andalucía, complejo urbanístico con puerto deportivo con atraque (sic) para 900 barcosplaza de toros con 12.000 localidades, tres hoteles de cinco estrellas, campos de golf y servicios de lujo. Dos kilómetros de playa donde el“Onassis hispánico” fraguó con el tiempo su nueva imagen como artífice del éxito de Marbella,  años antes de que Jesús Gil intentase hacerse con el título).
A la inauguración de Puerto Banús, el 2 de agosto de 1970 acudieron Don Juan Carlos y Doña Sofía (ver foto de cabecera de este post), los príncipes de Mónaco, Rainiero y Grace Kelly, el Aga Khan, o el fundador de «Playboy», Hugh Hefner. Como no podía ser de otra forma, amenizó musicalmente el evento Julio Iglesias. Pronto llegaría la lluvia de petrodólares saudíes, pero eso es otra historia.
Tras la muerte de Franco, la fortuna de José Banús se calculó en más de 100.000 millones de pesetas. El magnate falleció en 1984, a los 80 años, en una clínica privada de Madrid. En su momento fue el más rico del cementerio.
Con información de La RazónSan Pedro Información y Dadadista, además de los libros Ricos por la Guerra de España, de Mariano Sánchez Soler y Cárceles y exiliosde Nicolás Sánchez-Albornoz.
Jaime Noguera es autor de la novela España: Guerra Zombi.
¡Síguenos en Facetrambotic y en Twitterbotic!
¡Más mandanga!