dimarts, 23 de desembre de 2008

La Generalitat Valenciana de Camps té tal deute que no alçarem cap en més d'un decenni.

_

I mentre, segueixen per davant en expectativa de vot. I és que la dreta espanyola no té votants sinó còmplices.
_

auditoria a la generalitat 2007

El Síndic corrige al Consell y eleva a 25.000 millones el gasto y deuda imputados al futuro

Recalca que el modelo de financiación Aznar-Zaplana no preveía la actualización de la población que pide Camps. Todavía quedan 562 millones en facturas en los cajones tras aplazar el pago de 847 hasta 2015.

J. G. G./V. R./C. A., Valencia

El informe de la Sindicatura sobre la gestión de la Generalitat en 2007 corrige escandalosamente al alza el volumen de compromisos de gasto con cargo a ejercicios futuros que se reconoció oficialmente en la Cuenta General. Frente a los 20.985,1 millones declarados a 31 de diciembre de 2007 -la mayoría, deuda, a pagar a partir de 2011-, el organismo auditor, que presidente Rafael Vicente, revela que la información de la memoria "no recoge" compromisos derivados de algunos contratos, convenios y acuerdos por importe de, "al menos, 3.358,4 millones". Sin embargo, en el apartado concreto dedicado a los gastos imputados al futuro, el Síndic advierte que "también deben estimarse e incluirse los importes correspondientes a la facturación realizada por Ciegsa".

Se trata del gasto en construcción de colegios que Ciegsa "factura" a la Generalitat y que ésta debe financiar, vía ampliaciones de capital, hasta 2015. A 31 de diciembre del ejercicio pasado, la facturación era de 616,5 millones. Según recalca el auditor, esta deuda con Ciegsa no la tiene reconocida el Consell, por lo que le insta a reflejarla en sus cuentas. Los 3.358 y los 616 millones suponen 3.974,9 millones de gasto imputado al futuro no incluido, lo que da un total de 24.960 millones en compromisos para ejercicios posteriores. La losa, apunta el Síndic, es todavía mayor aunque contablemente ya no correspondería a 2007, ya que en mayo se pactó con las universidades abonarles 891,1 millones hasta 2022. Los 3.358 millones corresponden a las anualidades futuras de la privatización de la atención sanitaria en Manises (1.055,1 millones) y Elx (974,8), así como la regularización de 847,4 millones de facturas en los cajones de Sanidad. En alegaciones, este departamento admitió la rectificación y remitió un nuevo cuadro actualizado. Además, hay 135 millones para la Feria Valencia. El Consell sólo admitió 45,8 millones de inversiones en las universidades cuando asumió 296,1. Finalmente se dejó por contabilizar compromisos derivados con los ayuntamientos para construir colegios por 28,6 millones y cuatro contratos, por 21,4 millones. El incremento de la hipoteca de futuro es espectacular en un año, ya que en 2006 creció en 1.228 millones. En 2007 no subió el 4% que declaró el Consell, sino el 16,5%.

El modelo Aznar, en evidencia
En este informe, que el Síndic entregó ayer a las Corts pero también al presidente Francisco Camps y al conseller de Economía, Gerardo Camps, el auditor recalca por primera vez que el modelo de financiación Aznar-Zaplana no preveía la actualización del parámetro de población, tal como Camps está reclamando a Zapatero, incluso con una campaña que alude al supuesto millón de valencianos que el Gobierno central no reconoce. El Síndic indica que los gastos sanitarios suponen el 41,4% del total (frente al 39,6% en 2006). Entre las causas del aumento del gasto, cita el incremento demográfico, por encima de la media nacional, ya que ha pasado de representar el 10,83% de España en 1999 (año base) al 11,59% en 2008 (excluyendo País Vasco y Navarra), "sin que en el modelo estuviera prevista la actualización de este parámetro".

A esto añade la creciente demanda de servicios sanitarios (la plantilla ha subido entre 2002 y 2007 un 9% y la factura de farmacia, un 25,8%); mayores costes en los tratamientos; pero también la "necesidad de una gestión más efectiva". Como consecuencia de ello, los gastos entre 2002 y 2007 han aumentado un 65% (el resto de programas, un 34,6%), mientras las transferencias corrientes y de capital del Estado subieron un 30,3%. El resto de ingresos, sobre todo tributos cedidos, ha subido un 73%. No obstante, el dato obvia que el sistema de financiación cambió al basarse en los tributos y caer las transferencias, lo que tuvo un impacto en 2003 con la reducción de un 10% de los fondos de Madrid. En 2007, la inyección estatal creció un 12%, según la auditoría.

Un "gran esfuerzo" del Consell
El Síndic reitera un año más que el aumento del gasto sanitario, junto con los "problemas estructurales derivados de una financiación insuficiente", "no ajustada a la realidad demográfica actual", tiene su reflejo en las llamadas facturas en los cajones, existentes desde que se recibieron las transferencias. Rafael Vicente destacó ayer el "gran esfuerzo" del Consell en regularizar el gasto no contabilizado por falta de presupuesto, nada menos que 847 millones. Pero la regularización sólo supone su reconocimiento, de forma que habrá que ir pagando esta deuda cada año desde 2008 a 2015, no que esté zanjado el problema.

De hecho, todavía quedan 562,9 millones de gasto oculto. Si éstos se suman a los 847, el resultado son 1.410 millones, frente a los 1.224 de 2006. A junio pasado, se habían acordado regularizaciones con proveedores de 992,8 millones.Gerardo Camps destacó ayer que los 562 millones de facturas en los cajones suponen un 54% menos que en 2006 y también consideró que la auditoría señala que, lejos de una mala gestión, como sostiene la oposición, la causa del gasto no reconocido es "el diferencial existente entre el crecimiento de la población y la financiación".

_

Cuestiona el cumplimiento del Plan de Estabilidad

La Sindicatura pide al IVEX que documente los expedientes de gasto

El informe eleva a 22,1 millones el coste de las inundaciones en el Palau de les Arts

El Consell gastó 5 millones en los derechos de la Volvo y los ha pagado en 3 años

La Sindicatura de Greuges acata el auto del TSJ y Emilia Caballero asume el mando

El Ivvsa mantiene a 44 empleados en puestos de trabajo "inexistentes" desde hace dos años
_