dissabte, 25 de novembre de 2017

El franquismo y las sacas de presos


http://www.tercerainformacion.es/opinion/opinion/2017/11/24/el-franquismo-y-las-sacas-de-presos



Una vez finalizada la guerra civil España se convirtió en un lugar plagado de cárceles franquistas, de campos de concentración y exterminio destinados a humillar y acabar con la vida de todo aquel que había defendido el gobierno de la República y no estaba de acuerdo con el sistema dictatorial que se había instaurado tras un atroz golpe de estado que derrocó un gobierno elegido de forma democrática.
Todas las comunidades españolas fueron testigos de estos ``templos´´ del dolor y la muerte así como de las prácticas tan aberrantes que se cometían dentro con el fin de convertir la vida de muchos en un verdadero suplicio cuyo mejor destino era la muerte.
Las ``Sacas de Presos´´ se producían cuando se sacaba a los presos de las cárceles con el pretexto de trasladarlos  a otro centro pero que en realidad no había traslado sino tortura y fusilamiento. En ocasiones eran sacados a petición de muchos conocidos, normalmente de alto poder adquisitivo, que los odiaban por no haber compartido sus ideales o por cualquier otro pretexto que utilizaban como argumento para poder martirizarlos  y asesinarlos sin piedad.
En muchas ocasiones estas ``sacas´´ se convertían en sangrientas cacerías y episodios de tortura ya que los soltaban alrededor del campo de concentración al que pertenecían para poder perseguirlos y humillarlos sin problema ya que en caso de haber algún inconveniente podían alegar que se habían escapado. Tras maltratarlos, golpearlos y ``jugar´´ con ellos, daban el golpe final que normalmente era un tiro en la nuca y traslado a cualquier fosa común o cuneta.
En las ``sacas´´ eran muchas las prácticas dolorosas que recibían los reos y que ejemplifican a la perfección los ideales del franquismo y sus seguidores, unos ideales que atentan contra la dignidad del ser humano y vulneran los derechos civiles que nos corresponden. En las ``sacas´´ había presos que eran atados a caballos y arrastrados por los animales hasta que perdían el conocimiento para luego despertarlos y seguir torturándolos a base de golpes hasta la muerte; en las ``sacas´´ había ocasiones en los que ataban desnudos a los prisioneros a cualquier árbol y los tenían durante días sin comer ni beber humillándolos y golpeándolos hasta darles el ``tiro de gracia´´; en las ``sacas´´ algunos presos tenían que ver como sus mujeres eran violadas por cualquier conocido afín al régimen franquista que solo deseaba el dolor  causaba con tal acto para luego acabar con la vida del hombre dejando a la esposa viuda o incluso siendo asesinada después.
Esta es otra de las prácticas que define a un régimen que comenzó hace ochenta años y que según los libros finalizó con la instauración de la supuesta democracia pero que en realidad nunca acabó pues a fecha de hoy España es más franquista que nunca y la democracia NO EXISTE. Jamás han sido juzgados los asesinos que cometieron actos tan deleznables como estos y nuestro país es un maldito cementerio que alberga en sus entrañas los huesos de miles de valientes que fueron masacrados por defender la justicia y la libertad, por luchar por sus derechos, por no doblegarse a las órdenes de un neurótico y tullido mental que hizo de una hermosa nación un infierno de sangre, lágrimas y desolación.
 Nunca habrá democracia hasta que cada uno de los huesos de los héroes que fueron asesinados por el franquismo se recuperen para otorgarles la dignidad que merecen, hasta que se repare el daño causado y se juzgue a quien lo hizo, hasta que el pueblo decida  si quiere o no un jefe estado, hasta que nuestros derechos se respeten, hasta que dejen de humillarnos y mentirnos con el único fin de ejercer un poder que atenta contra nuestra vida. 

Zaragoza apuesta unánimemente por un centro de memoria histórica en la ciudad

http://www.elperiodicodearagon.com/noticias/aragon/zaragoza-apuesta-unanimemente-centro-memoria-historica-ciudad_1245017.html


EFE
24/11/2017
El Pleno del Ayuntamiento de Zaragoza ha aprobado hoy por unanimidad una moción de CHA para abrir negociaciones con el Gobierno de Aragón y la Diputación Provincial (DPZ) para que se instale en la antigua sede de RTVE en la ciudad el futuro centro de investigación de la Memoria Histórica.
En defensa de la iniciativa, el portavoz de CHA, Carmelo Asensio, ha reivindicado que el Gobierno autonómico ha trabajado "mucho", lo que se plasma en el anteproyecto de ley de Memoria Democrática, que está a falta de su aprobación en Cortes.

Del mismo modo, ha valorado que se trabaje en la identificación de represaliados en la Guerra Civil y la dictadura franquista, así como en la dignificación de unas fosas comunes cuya existencia ha considerado "una auténtica vergüenza".
Pero ha instado a dar "un paso más" y tratar que el centro que prevé dicha ley autonómica se instale en Zaragoza en la que era hasta la semana pasada la sede de RTVE en Aragón, situada en el Paseo Ruiseñores, un lugar con una gran "carga simbólica", ya que se usó durante la contienda civil como un sitio de "detención", "tortura" y "juicios sumarísimas" a muchas personas que "lo único que hicieron fue defender los principios democráticos y republicanos".
Todo ello, ha continuado, mediante la colaboración institucional, implicando a DGA, DPZ y al propio Ayuntamiento, y de la mano de las asociaciones memorialistas y de la Universidad de Zaragoza.
En el turno del resto de grupos municipales, el popular Pedro Navarro ha agradecido a Asensio el tono del texto y de su intervención y ha destacado el consenso a la hora de tramitarla.
No obstante, ha querido remarcar que "todos" los gobiernos nacionales han puesto su "granito de arena" en esta materia y ha apostado por la antigua cárcel de Torrero, actualmente ocupada, para su ubicación por creer que simboliza todavía más la represión franquista.
Desde ZeC, Fernando Rivarés ha subrayado que "este Ayuntamiento, siempre que ha sido de izquierdas, ha trabajado por la memoria histórica" y que la sede para este centro puede ser la del Paseo Ruiseñores "u otra", lo que cree que deben decidir la DPZ como propietaria del inmueble y el Gobierno de Aragón como autor de la Ley de Memoria Democrática.
Roberto Fernández (PSOE) ha recordado que fue Ramón Sainz de Varanda, de su partido, el primer alcalde democrático de España que hizo, en 1980, un recuerdo en memoria de los represaliados, y ha pedido "máximo consenso" con la Institución Provincial de cara a la creación del centro de investigación.
Por su parte, la concejala de Ciudadanos Elena Martínez, al igual que mantuvo en el debate de una iniciativa similar en la DPZ, ha votado a favor, pero ha abogado por que ese centro se instale en la localidad de Belchite por su carga simbólica.

Acto en recuerdo de Miguel Hernández. Miércoles 29 de noviembre Auditorio Marcelino Camacho.







Madrid, 24 de noviembre de 2017.



Estimada amiga,
Estimado amigo,

El próximo miércoles 29 de noviembre, a las 19:30 horas, el auditorio Marcelino Camacho de CCOO de Madrid (c/Lope de Vega, 40) acogerá el acto en recuerdo de Miguel Hernández, que cerrará el ciclo de actividades organizadas con motivo del 75º aniversario de su muerte.

Además de una mesa redonda sobre la vida y obra del poeta, en la que participarán Fanny Rubio, Antonio Hernández, Pepa Nieto y José Luis Esparcia, contaremos con la actuación del Orfeón Mayrit de la Asociación “Amigos del Ferrocarril de Madrid”.

La entrada es libre hasta completar aforo.

Te esperamos.

Recibe un afectuoso saludo,
Fundación Sindical Ateneo 1º de Mayo
Tel.: 91 506 3056
Twitter: @Ateneocult1mayo

Un vaste projet pour ne pas oublier les internés de Rivesaltes et d'ailleurs.


Article paru le 20 novembre sur la DEPECHE toulousaine.





Francisco Pimentel . MEMORIA / MACHISMO


https://www.facebook.com/groups/368557283171702/permalink/1902033596490722/


MEMORIA / MACHISMO
(Publicado en Ronda Semanal el Sábado 25.11.2017)
La terrorífica historia del Aguaucho que contaba la semana pasada no es única. Cuando algunas personas de Ronda han leído el artículo me han señalado que aquí pasaron historias similares y que lo de Fuentes de Andalucía fue una de las causas de que en Ronda se ejerciera violencia contra algunos derechistas porque había llegado a Ronda la noticia de lo que en el cortijo del Aguaucho habían hecho los señoritos de aquella zona convertidos en falangistas mamporreros encantados de seguir al pie de la letra las instrucciones de Queipo de Llano.
Cuando yo era pequeño venían a mi casa dos mujeres hermanas que cada poco traían una pequeña capillita de madera con la imagen de María Auxiliadora, virgen de la eran muy devotas. Esa imagen permanecía en mi casa varios días al cuidado de mi madre que le ponía flores, velas y le rezaba. Las dos hermanas eran muy religiosas y tenían fama de ser muy buenas personas que habían ayudado a los necesitados desde siempre. Y cuando digo desde siempre es por referencia a la época de la República cuando tanto mi madre como ellas eran jóvenes de 18 a 20 años.
Pues cuando ya fui algo mayor y aunque conocía la terrible historia de mi familia a través de mi enteramente enlutada abuela durante los paseos hasta las fosas, de mi padre, y los comentarios aleatorios que se producían en la enmudecida sociedad rondeña, pues no dejó de sorprenderme saber que esas dos mujeres tan buenas y religiosas habían sido apaleadas, rapadas y obligadas a beber aceite de ricino.
Ya no sabía más porque las preguntas que lógicamente cualquiera se hace del porqué de semejante infamia no eran respondidas. Chiiisss… Se nos decía… que de eso no se habla. Pero la pregunta estaba hecha y siempre estuvo esperando respuesta. Aquellas dos mujeres que antes a mí me fastidiaba que vinieran a mi casa porque mi madre echaba por la ranura que tenía la capillita las monedas que deberían haber sido para comprarme chucherías, ahora cuando yo conocí su historia me fascinaban.
Muchas veces pensé en preguntarles a ellas directamente, tantas como dejé de hacerlo porque se me venía la imagen de mis padres con el dedo puesto en la boca y diciendo chiiisss al mismo tiempo.
Pero con el paso del tiempo y la pérdida del miedo que nos habían metido en el cuerpo conocí parte de lo que pasó. He aquí lo que me contaron:
“Habiamos estado en la ‘huía’ porque todo el mundo se iba como es normal a causa de las noticias de las cosas tan terroríficas que venían haciendo los legionarios, los falangistas y los moros. Cuando cerca de Málaga nos pillaron los militares nos dijeron que nos volviéramos a nuestra casa porque Franco había prometido que a nadie que no tuviera delito de sangre le iba a pasar nada. A los pocos días llegó la guardia civil y nos detuvieron acusándonos de cosas que ni se nos habían pasado nunca por la cabeza… querían que le dijéramos nombres de gente que no sabíamos quienes eran, querían saber donde teníamos armas, nombres de curas rojos… nos acusaban de haber dicho que Franco era muy malo y criminal… nos apalearon… nos desnudaron… nos amenazaron con violarnos… nos cortaron el pelo a rape… y nos pasearon escoltadas por los desgraciados asesinos de las camisas azules… al salir del cuartel nos dieron el purgante… así que la vergüenza y la humillación fue más que las torturas a las que habíamos sido sometidas… cuando llegamos a nuestra casa nuestra madre gritaba desesperadamente y maldecía a los fascistas… llamó al médico para nosotras y para ella… aquella noche tuvimos unas fiebres altísimas… estábamos como muertas… la pena, la rabia y la vergüenza se apoderó de nosotras mientras nos preguntábamos porqué… porqué Dios permitía tanta barbaridad…”

La guerra total en tu aldea (I).



http://guerraenlauniversidad.blogspot.com.es/2017/11/la-guerra-total-en-tu-aldea-i.html?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed:+ArqueologaDeLaGuerraCivilEspaola+(Arqueología+de+la+Guerra+Civil+Española)


viernes, 24 de noviembre de 2017


Nido de ametralladoras de piedra en Menea (Zigoitia, Araba).

Hemos tenido dos inviernos muy cálidos, pero éste pinta más cabrón.

Nos juntamos una buena cuadrilla de personas bajo robles que ya empiezan a perder su traje de hojas. El campo adquiere tonos cada vez más pardos y tristes. El cielo gris y plomizo avisa, pero no llega a romper.
El pasado sábado, 18 de noviembre, dentro de las excursiones mensuales que organiza la asociación etnográfica local Abadelaueta de Zigoitia (Araba/Álava), llevamos a cabo una pequeña ruta por las fortificaciones franquistas que conforman la línea Zestafe-Nafarrate, en el límite con el municipio de Legutio. En octubre de 1936, Camilo Alonso Vega, principal líder militar de la sublevación en la provincia, envió al Regimiento de Caballería del Numancia a esta zona con el objetivo de cerrar este hueco frente a las posiciones republicanas de Ubidea y Otxandio.
El paisaje que nos rodea en esta zona es adehesado, plagado de quejigos, con encinas y algunos robles. Las colinas se tropiezan unas con otras como en un mar de dunas. Muchas de estas elevaciones ni siquiera tienen nombre: Cota 687, Cota 677… Nomenclatura militarizada para un paisaje rural. Algunos lugares, en cambio, sí que se han guardado en la memoria, como el despoblado medieval de San Juan de Menea, desaparecido (y no hallado todavía) desde el siglo XII.
El punto de partida de la visita es el pueblo de Zestafe, que junto a Okoizta/Acosta, sufrió los rigores de laBatalla de Villarreal (noviembre-diciembre de 1936), la única gran ofensiva llevada a cabo por el Ejército de Euzkadi en la guerra. Las marcas del conflicto son visibles en el campanario y su arreglo chusquero de cemento, así como en las campanas tipo colador con decenas de agujeros de bala. En el interior de la iglesia de Zestafe, frente al confesionario, manchas oscuras recuerdan la sangre derramada aquí. Las vecinas del pueblo, verdaderas gestoras del bien común histórico de la iglesia –al igual que en otros lugares del Reino de España–, han intentado lavar estas marcas, pero no salen con nada.

Marcas de guerra en la iglesia de Zestafe.

La visita continúa por la loma de Iñerbas, en la que se erige una cruz en homenaje al alférez de caballería Alejandro Linati Bosch, el primer caído de la Batalla de Villarreal:

“IN MEMORIAM / ALEJANDRO LINATI BOSCH / ALFEREZ DE NUMANCIA / 30 DE NOVIEMBRE DE 1936”.

Esta cruz recuerda la muerte de este abogado barcelonés, un joven miembro de la oligarquía catalana que frecuentaba el Círculo Ecuestre y que escapó de Barcelona en cuanto milicianos y milicianas anarquistas se hicieron con las calles. Se reunió con su familia en Italia y posteriormente regresó a España, a zona sublevada, alistándose en el Regimiento de Caballería del Numancia de Vitoria. Linati Bosch murió cuando la columna republicana de Cueto avanzó por esta zona, en su determinación por intentar alcanzar Vitoria. Familiares del alférez han venido aquí durante décadas para recordar al abogado.

Inscripción en la base de la cruz del alférez Alejandro Linati Bosch.

Como hemos visto, la Historia Social no engaña: abogado en los años 30, aficionado a la hípica y con contactos en la Italia fascista… La sociología de la conspiración contra la República estaba llena de gente ilustre. Lasbuenas familias y su temor a la rebelión de las masas. No es extraño que Galíndez, miembro del PNV en el Madrid republicano e igualmente miembro de la burguesía letrada, definiese así la Guerra Civil: una lucha entre dos concepciones distintas de la vida: de un lado estaban los que lo tenían todo y aún querían más, y de otro los que nada tenían y querían algo.
La visita continúa por estas cotas militarizadas, surcadas por cicatrices de trincheras y con sólidos blocaos para su defensa. La variedad tipológica de estas arquitecturas de guerra es interesante: encontramos nidos de ametralladora blindados de forma cúbica, galerías de fusileros, fortines de troneras en dos alturas… La materialidad es diversa y se pueden diferenciar dos grandes tipos de estructuras en base a su material de construcción: aquellas construidas en lastras de piedra con poco cemento y de forma rudimentaria, y, otras hechas en hormigón, con buenos encofrados de madera y sacos terreros. Podemos conjeturar que se trata decronotipologías diferenciadas: conjuntos tecnológicos diferentes que nos hablan de un periodo concreto en el proceso evolutivo de la guerra. Tal vez las estructuras de piedra sean anteriores a la Batalla de Villarreal, cuando el Numancia ocupó la zona en octubre de 1936, y las realizadas en hormigón, posteriores a la batalla, cuando se produjo la verdadera solidificación del frente, entre enero y marzo de 1937. En cualquier caso, de momento no podemos confirmar esta hipótesis.

Visiones del Otro. Vista de un croquis franquista sobre
 las posiciones del campo enemigo, el frente republicano.

Los croquis militares del Ejército de Franco nos sirven de guía en este paisaje pastoril. Vecinos y vecinas de Zigoitia tienen ahora por fin acceso a esta documentación en la que aparecen sus casas, sus campos y su cosmogonía territorial, fagocitada por la guerra total. A las autoridades militares poco les importó que uno u otro lugar se llamase de una determinada manera o que un determinado árbol tuviese un significado profundo como punto de reunión de pastores. La maquinaria de guerra leía el paisaje de otra forma. La guerra total veíarecursos y no sujetos ni objetos con carga simbólica.
Por suerte, en este proyecto de Arqueología de la Guerra Civil y socialización del patrimonio en Euskadiabogamos por el llamado empoderamiento patrimonial. Esto es: que la comunidad local sea el principal agente de conocimiento, difusión y cuidado de su bien común. En ocasiones no es necesario que la Universidad intervenga. La sociedad civil hace tiempo que se puso las pilas y en esta línea fortificada de Zestafe-Nafarrate tenemos un ejemplo buenísimo.

Blocaos franquistas recuperados por vecinos y vecinas de Zigoitia.

Cada año, vecinos y vecinas de la zona limpian la vegetación de estas fortificaciones y reclaman su conocimiento y difusión, por ejemplo, mediante la creación de un sendero señalizado. Después de 80 años, entre estas Cota677 y Cota 652, parece que avanzamos hacia una verdadera desmilitarización del paisaje, paradójicamente, señalando unas estructuras bélicas. Aunque hay un aspecto destacable crucial: su conocimiento y gestión locales hacen que sean verdaderos bienes comunes. En las aldeas alavesas, nos reapropiamos de aquello de lo que la guerra total nos despojó hace décadas.


Continuará… 

Post by Josu Santamarina Otaola (GPAC, UPV/EHU).