dimecres, 22 d’abril de 2009

PP Vice. 22/04/2009. El TSJ investigará a Camps y Costa por un posible cohecho.

_

A veure si esbrinem per què es felicita Borja Mari Costa. En castellà tenim dues paraules distintes per diferenciar el delicte que se'ls imputa -a Camps, Costa, l'exvicepresident Víctor Campos i a Betoret-. Per a càrrecs públics que reben regals o diners d'algú fraudulentament es diu "cohecho". Més en general, "soborno". En català no tenim més que "suborn". O sigui, estan imputats per haver rebut en diners o en espècie diners d'empreses a canvi de favors en negocis en el País Valencià.

Sincerament no sé de què es felicita el cínic de Borja Mari. O sí: hi ha molt més merder i, de moment, "només" se'ls acusa de suborn.
_

El TSJ investigará a Camps y Costa por un posible cohecho

La Sala de lo Civil y Penal asume la competencia para indagar la rama valenciana del caso Gürtel

Regina Laguna, Valencia

"Posible delito de cohecho".
Esta es la calificación jurídica que el magistrado José Flors atribuye a los trajes que Camps y Costa recibieron por parte de Orange Market. En un auto en el que asume la competencia para investigar los hechos derivados de la operación Gürtel, la Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) abrió diligencias previas contra el presidente de la Generalitat, Francisco Camps, y contra el número dos del PP en la Comunitat, Ricardo Costa. Según informó el TSJ de Valencia, la Sala dictó en la mañana de ayer un "auto en el que se declara competente para conocer los hechos derivados de la resolución dictada por el juzgado central de instrucción número 5 de la Audiencia Nacional, en el conocido como caso Gürtel". Estos hechos, añade en un comunicado, "son atribuidos al presidente de la Generalitat, Francisco Camps; al portavoz del PP en Les Corts Valencianes, Ricardo Costa; al ex conseller Víctor Campos, y a Rafael Betoret, ex jefe de gabinete de la Consellería de Turismo y actual jefe de protocolo de la Diputación de Valencia".

"Posible participación"
En este mismo auto, que no se ha facilitado a los medios como el resto de los que han dictado la Sala y el juez ponente, "se ha acordado la apertura de diligencias previas, por posible delito de cohecho, para determinar la naturaleza de los hechos y la posible participación en los mismos de las personas mencionadas".El magistrado José Flors, que ha actuado como ponente para asumir la competencia, ha sido designado también instructor de la investigación penal.

Con la apertura de estas diligencias, se inicia la fase de instrucción judicial en la que el juez llamará a declarar a los implicados como imputados -como garantía procesal o porque ya hay indicios contra ellos- por el delito que se investiga, en este caso, el de cohecho. También puede solicitar otro tipo de pruebas documentales o declaraciones de testigos.

En este sentido, la Fiscalía Anticorrupción ya solicitó la pasada semana al ponente que asumiera la competencia y tomara "declaración a los dos aforados". En su petición a la Sala, Anticorrupción explicaba que los hechos investigados se referían a la "recepción de dádivas procedentes de alguno de los imputados" en la presente causa, sin que en el momento presente y sin perjuicio de lo que resulte de la posterior investigación, resulten vinculados a una concreta actividad del entorno de Francisco Correa".

Ello significa que la causa puede quedar abierta por un tiempo determinado en el que se derivará que hay indicios suficientes de criminalidad o, por el contrario, que no los hay y, por tanto, se decida el archivo.

Los hechos por los que se investigará al presidente de la Generalitat, al número dos del PP y al resto de imputados se refieren a la entrega de trajes como "dádivas" a cambio de adjudicaciones de eventos públicos por parte de la Generalitat a la empresa Orange Market. Ésta es una filial de Special Events radicada en Valencia, de la que son consejeros Francisco Correa -en prisión- y otro imputado, Álvaro Pérez, conocido como "El Bigotes". Al menos, esto es lo que se desprende de la investigación realizada por el juez Garzón.En su auto, Garzón aludía también al delito de tráfico de influencias y falsedad, declarando imputados a Víctor Campos y a Rafael Betoret.

De momento, el TSJ de Valencia sólo investigará el delito de cohecho "del artículo 426 del Código penal". Este delito se refiere a la "aceptación de regalos por parte de una autoridad o funcionario público para conseguir un acto no prohibido legalmente", que sería la adjudicación de contratos de distintas consellerias, como el "stand" de Fitur.

Garzón explicaba el 5 de marzo que Francisco Correa concurre desde 2005 a los concursos para la adjudicación de los "stands" de la Comunitat Valenciana en distintas ferias de turismo, a través de Orange Market.Y añadía que Orange Market obtuvo desde 2006 la adjudicación del paquete de cuatro ferias de turismo que incluye Fitur, TCV, Expovacaciones, SITC e Intur.
_

Costa se felicita al "excluirse" financiación del PP y tráfico de influencias
_

"Los uniformes eran para gente del PP. Álvaro se encargó"

Empleados de Milano indicaron que la trama corrupta pagó trajes a Francisco Camps

JOSÉ MANUEL ROMERO - Madrid - 22/04/2009

Empleados de la tienda de ropa Milano apuntaron en diciembre de 2008, dos meses antes de que estallara el escándalo del caso Gürtel y se hiciera pública la posible implicación de dirigentes del PP, que los responsables de la trama empresarial corrupta habían pagado trajes de ese establecimiento al presidente valenciano, Francisco Camps. Al menos dos directores de esas tiendas informaron de ello en sendos correos electrónicos -incorporados al sumario y a los que ha tenido acceso EL PAÍS- dirigidos al responsable del departamento de auditoría del Grupo Cortefiel.

Francisco Camps Ortiz
Ricardo Costa Climent

Anticorrupción rastreó una factura que no figuraba en la contabilidad

Ninguno de los trabajadores de Milano que habló de estas circunstancias era José Tomás, el sastre que atendía habitualmente a Camps y al que ha descalificado el PP en las últimas semanas. Tomás ha declarado al juez Baltasar Garzón que ni Camps ni ninguno de los políticos valencianos del PP a los que entregó trajes pagaron por ello, sino que lo hicieron los directivos de Orange Market, una las empresas de la trama corrupta que consiguió más de seis millones de euros en contratos de la Comunidad Valenciana.

En diciembre de 2008, Cortefiel (propietario de las tiendas Milano) recibió un escrito de la Fiscalía Anticorrupción, que llevaba más de un año investigando una denuncia. Anticorrupción preguntaba por una factura pagada por Easy Concept -una de las empresas de la trama que operaba en la Comunidad de Madrid- por importe de 34.336 euros ("en una o varias facturas"). El responsable del departamento de auditoría no localizó la factura, por lo que remitió un correo electrónico a los directores de las tiendas Milano en España.

La inmensa mayoría contestó de manera negativa, pero hubo dos directores -el de la tienda de la calle Serrano (Madrid) y el de una de Sevilla- que ofrecieron los primeros datos sobre el supuesto pago de trajes por parte de la trama al presidente valenciano, Francisco Camps.

El responsable de la tienda de Sevilla respondió a la pregunta con una hipótesis basada en sus recuerdos: "Quizás los uniformes fueran de [José] Tomás", dijo en referencia al anterior director de la tienda de Serrano. El director sevillano aseguró en su correo electrónico que Tomás había hecho trajes a "gente del PP de Valencia". Y apuntó que la persona que se encargaba de todas esas gestiones era "Álvaro", en referencia a Álvaro Pérez, el amigo de Camps y directivo de una de las empresas de la trama corrupta.

El director de la tienda de Serrano, en Madrid, ofreció en su correo electrónico datos más precisos citando como fuente de su información a una compañera que trabajaba como cajera en la tienda. "Recuerda haber generado una factura por una cantidad parecida a una empresa llamada Orange Market [la que dirigía Álvaro Pérez] por un importe de 24.308 euros, factura abonada por talón el día 13-07-2005". La empresa, según el mismo correo electrónico, se dedicaba a montar los eventos del PP de la Comunidad Valenciana.

Los encargos a la tienda Milano, según la cajera, correspondían a unos uniformes que se realizaron a distintos cargos de este partido, incluido Francisco Camps".
_

"Es de unos uniformes para gente del PP"

EL PAÍS - Madrid - 22/04/2009

El 17 de diciembre de 2008, Daniel Ninou, responsable de Auditoría Interna del Grupo Cortefiel, envió un correo electrónico a los directores de varias tiendas Milano de España. Les explicó que la Fiscalía Anticorrupción reclamaba a Cortefiel una factura de 2005, por importe de 34.336 euros, que él no encontraba en la contabilidad. Ese mismo día, a las 19.50, le respondió el director de la tienda de Serrano (Madrid); y a las 21.02 el de Sevilla. Faltaban aún dos meses para que saltasen a los medios las noticias del caso Gürtel. Los tres correos se reproducen a continuación, extractados.

- 17-12-2008. De Daniel Ninou para Tiendas Milano España. Asunto: Urgente Factura Milano. "Hemos recibido una citación de la Fiscalía Anticorrupción que nos solicita aportar una factura de compra de unos uniformes que al parecer fue emitida por una tienda de Milano a la empresa Easy Concept Comunicación SL pero contablemente no la tenemos ni registrada ni declarada. Necesitaríamos urgentemente que indiquéis a las tiendas de Milano que busquen en los archivos alguna documentación al respecto".

- 17-12-2008. De Tien0257 Serrano-Madrid para Daniel Ninou. Asunto: RE: Urgente Factura Milano. "No he encontrado ninguna factura hecha a Easy Concept Comunicación SL. Mi compañera [...], que es la cajera de la tienda y quien lleva habitualmente todos los temas de facturación, recuerda haber generado una factura por una cantidad parecida a una empresa llamada Orange Market por un importe de 24.308,38 euros, factura abonada por talón el día 13-7-2005. Esta factura se realizó a una empresa que realizaba los eventos del PP de la Comunidad Valenciana, y corresponden a unos uniformes que se realizaron a distintos cargos de este partido, incluido Francisco Camps. Sin tener ninguna prueba material, sospecho que esta factura pueda deberse a este asunto. [...] Según me comenta mi compañera, en este caso pudo cometerse alguna irregularidad pues en la tienda se les realizaba facturas (a Orange Market) por conceptos como 'Mantelerías' o 'Cristalerías', mercancía que no vendemos [...] Creo que una de estas facturas es la que nos reclaman".

- 17-12-2008. De Tien0101 (Sevilla) para Daniel Ninou. Asunto: RE: Urgente Factura Milano. "Daniel, quizás los uniformes fueran de Tomás (antiguo director de Serrano); se los hizo estando en Serrano a la gente del PP de Valencia. Había un señor llamado Álvaro que fue el que se encargó de todo, creo".
_

Empleados de Milano indicaron que la trama corrupta pagó trajes a Camps

Mensajes electrónicos enviados antes de estallar el escándalo confirman los hechos

JOSÉ MANUEL ROMERO - Madrid - 22/04/2009

Empleados de la tienda de ropa Milano apuntaron en diciembre de 2008, dos meses antes de que estallara el escándalo del caso Gürtel y se hiciera pública la posible implicación de dirigentes del PP, que los responsables de la trama empresarial corrupta habían pagado trajes de ese establecimiento al presidente valenciano, Francisco Camps. Al menos dos directores de esas tiendas informaron de ello en sendos correos electrónicos -incorporados al sumario y a los que ha tenido acceso EL PAÍS- dirigidos al responsable del departamento de auditoría del Grupo Cortefiel.

Anticorrupción rastreó una factura que no figuraba en la contabilidad

Ninguno de los trabajadores de Milano que habló de estas circunstancias era José Tomás, el sastre que atendía habitualmente a Camps y al que ha descalificado el PP en las últimas semanas. Tomás ha declarado al juez Baltasar Garzón que ni Camps ni ninguno de los políticos valencianos del PP a los que entregó trajes pagaron por ello, sino que lo hicieron los directivos de Orange Market, una las empresas de la trama corrupta que consiguió más de seis millones de euros en contratos de la Comunidad Valenciana.

En diciembre de 2008, Cortefiel (propietario de las tiendas Milano) recibió un escrito de la Fiscalía Anticorrupción, que llevaba más de un año investigando una denuncia. Anticorrupción preguntaba por una factura pagada por Easy Concept -una de las empresas de la trama que operaba en la Comunidad de Madrid- por importe de 34.336 euros ("en una o varias facturas"). El responsable del departamento de auditoría no localizó la factura, por lo que remitió un correo electrónico a los directores de las tiendas Milano en España.

La inmensa mayoría contestó de manera negativa, pero hubo dos directores -el de la tienda de la calle Serrano (Madrid) y el de una de Sevilla- que ofrecieron los primeros datos sobre el supuesto pago de trajes por parte de la trama al presidente valenciano, Francisco Camps.

El responsable de la tienda de Sevilla respondió a la pregunta con una hipótesis basada en sus recuerdos: "Quizás los uniformes fueran de [José] Tomás", dijo en referencia al anterior director de la tienda de Serrano. El director sevillano aseguró en su correo electrónico que Tomás había hecho trajes a "gente del PP de Valencia". Y apuntó que la persona que se encargaba de todas esas gestiones era "Álvaro", en referencia a Álvaro Pérez, el amigo de Camps y directivo de una de las empresas de la trama corrupta.

El director de la tienda de Serrano, en Madrid, ofreció en su correo electrónico datos más precisos citando como fuente de su información a una compañera que trabajaba como cajera en la tienda. "Recuerda haber generado una factura por una cantidad parecida a una empresa llamada Orange Market [la que dirigía Álvaro Pérez] por un importe de 24.308 euros, factura abonada por talón el día 13-07-2005". La empresa, según el mismo correo electrónico, se dedicaba a montar los eventos del PP de la Comunidad Valenciana.

Los encargos a la tienda Milano, según la cajera, correspondían a unos uniformes que se realizaron a distintos cargos de este partido, incluido Francisco Camps".

_

El Tribunal Superior de Valencia acepta investigar el supuesto cohecho

LYDIA GARRIDO - Valencia - 22/04/2009

El Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) investigará a Francisco Camps, presidente de la Generalitat, por un supuesto delito de cohecho. La Sala de lo Civil y Penal se declaró ayer competente para instruir la parte del caso Gürtel que afecta a Camps; al secretario general del PP valenciano, Ricardo Costa; al ex vicepresidente Víctor Campos y al ex jefe de gabinete de la Consejería de Turismo Rafael Betoret.

El delito de cohecho está en relación con la aceptación por parte de los dos aforados, Camps y Costa, y los otros dos supuestos implicados, Campos y Betoret, de regalos por parte de empresas de Francisco Correa, esencialmente de Orange Market, su filial en Valencia, dirigida por Álvaro Pérez. Esos regalos, al menos inicialmente, habrían sido trajes donados a los supuestamente implicados. Según Garzón, esas dádivas podrían estar en relación con la obtención de numerosas adjudicaciones de servicios de la Administración autonómica. De momento, la causa se ha abierto por un delito de cohecho, lo cual no exime de que, si se encuentran indicios de cualquier otro ilícito penal, se investigue. El delito de cohecho es, según fuentes del caso, el que precisamente el juez Garzón más sustentó con indicios racionales.

Garzón, en su auto, amplió las supuestas infracciones penales a tráfico de influencias y falsedad. Y llegó a apuntar una posible relación con una supuesta financiación ilegal del PP.

La respuesta del PP valenciano fue inmediata. Ricardo Costa afirmó ayer que el hecho de que la causa en Valencia se abra por cohecho deja patente "que el PP valenciano no tiene nada que ver con ninguna trama de corrupción y esto no es más que el principio para demostrar que todas las acusaciones son falsas e infundadas". Según Costa, con el auto de ayer "se aparta al PP y al Gobierno valenciano de cualquier sospecha y posible relación con cualquier trama, lo cual demuestra que la gestión de ambos es inmaculada".

José Flors ha sido el ponente del auto por el que el TSJCV asume la parte de la causa instruida por Garzón que le fue remitida, de acuerdo con el criterio de la Fiscalía Anticorrupción, el 5 de marzo. Otra parte del caso está siendo investigada por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid. Flors también ha sido designado instructor de la causa y, en el mismo acto en el que la sala acordó asumir el caso, se decidió la apertura de diligencias previas para iniciar la investigación.
_

La Justicia de Valencia investigará a Camps

Junto al ex vicepresidente del Consell, Víctor Campos, y el jefe del protocolo de la Diputación de Valencia, Rafael Betoret, y Ricardo Costa.
_

Mensajes electrónicos de Milano confirman que Correa pagó trajes para el PP
"Corresponde [la factura] a unos uniformes para gente del PP, incluido Francisco Camps"

La mano derecha de Camps no deja, en cambio, sus negocios privados
Ricardo Costa dimite de presidente de una comisión porque tiene mucho trabajo en el PP valenciano
_