dilluns, 29 d’agost de 2016

Documental PROHIBIDO RECORDAR, fotos y otros. Cárcel de Saturrarán.



Un antiguo balneario de lujo, convertido en seminario y finalmente en cárcel, situado en la playa de Saturrarán (Mutriku), albergó una de las mayores y más crueles cárceles del Régimen Franquista. Saturrarán se convirtió en prisión de mujeres clasificadas de "extremadamente rebeldes y peligrosas". Dos mil mujeres republicanas de edades comprendidas entre los 16 y los 80 años y provenientes de todos los lugares de España, estuvieron encerradas entre 1937 y 1944.





http://www.asturiasrepublicana.com/libertad13.html


La Libertad es un bien muy preciado
Sobre la cárcel de mujeres de Saturrarán
La caída de Asturias en poder de las tropas franquistas en Octubre de 1937 supuso un incremento muy notable en el ya elevado número de mujeres prisioneras que había en la España nacionalista. Saturadas desde los primeros días de la sublevación militar las secciones para mujeres de las prisiones centrales y de partido, se habilitaron como cárceles para mujeres antiguos conventos, chalets y hasta pisos. No fue suficiente. Ese es el motivo de que por Orden del día 29 de Diciembre de 1937  se estableciese una nueva prisión de mujeres en Saturrarán.
Saturrarán está situada entre Motrico, concejo al que pertenece, y Ondárroa, equidistante de ambas poco más de un kilómetro, en el mismo linde entre las provincias de Guipúzcoa y Vizcaya. En esta playa o sucesión de playas, desemboca un arroyo en cuyos márgenes se levantaron en el siglo XIX una serie de edificios destinados a balneario y a residencia de verano para los seminaristas del Seminario de Vitoria. Durante la guerra fue utilizada algún tiempo como cuartel general del PNV.
La documentación sobre las cárceles y campos de concentración del franquismo referida a los años de guerra y posguerra es muy escasa.Gran parte ha sido destruida durante los años que siguieron a la muerte del dictador o ha desaparecido. Muchos documentos están sin clasificar, embalados en cajas en los archivos de las prisiones centrales que han ido recibiendo la documentación de las cárceles que se iban cerrando. Hay una gran resistencia por parte de las autoridades militares y civiles a facilitar el acceso a la documentación referida a la represión durante el franquismo. Para conocer lo relativo a la vida en este penal de mujeres de Saturrarán he recurrido a las memorias anuales de los años de guerra y posguerra elaboradas por Dirección General de Instituciones Penitenciarias, a los libros: “Abajo las dictaduras”, de Josefa García Segret, y al de Leonor Ruipérez Cristóbal, “Relato de mi vida”, ambas maestras y prisioneras; al reportaje de J. S. Erauskin sobre la cárcel de Saturrarán, publicado en el diario “Egin”; al programa de la televisión de Cataluña titulado: Els nens perduts del franquisme”, y a los libros de defunciones del Registro Civil de Montrico. Las fotografías, junto con alguna otra información, pertenecen al archivo del Sr. Zubikaray. 
Las primeras presas comenzaron a llegar en Enero de 1938 y se encontraron con los edificios desnudos, desprovistos de cualquier clase de mobiliario, teniendo que comer y dormir en el suelo. En un primer momento, la mayoría de las reclusas  procedían de la mitad norte de España, pero al finalizar la guerra en 1939, se aplicó la orden de que las presas fueran internadas en los lugares más alejados de su lugar de nacimiento o residencia. Muchas de ellas fueron trasladadas a la cárcel de Mallorca, mientras que su lugar lo ocupaban prisioneras procedentes de Almería, Levante y La Mancha. La capacidad establecida oficialmente era para 700 presas, pero la población penal real osciló entre las mil quinientas y las dos mil presas. Muchas de ellas estaban embarazadas o traían consigo a sus hijos de meses o pocos años de edad.
Bajo la dirección de un funcionario de prisiones, del régimen interior de la cárcel se encargaban monjas mercedarias y de la vigilancia exterior soldados y guardias civiles. Rodeada de escarpadas laderas, lindante con el mar y con un acceso angosto, las posibilidades de evasión eran prácticamente nulas. Aunque se afirma que una mujer logró huir por el cauce del arroyo arriba.
Las monjas eran crueles con las prisioneras. Al frente de ellas estaba Sor María Aranzazu, conocida entre las presas como “La Pantera Blanca”.Muchas monjas eran invertidas sexuales y se aprovechaban de las presas o lo intentaban. La alimentación era pésima y muy escasa. Las monjas robaban del presupuesto de la comida, “straperlaban” con los alimentos y robaban de los paquetes que los familiares enviaban a las presas con ropa y comida. Parte del producto de esos latrocinios era luego puesto a la venta en el economato de la cárcel, donde solamente podía ser adquirido por las presas más pudientes. La correspondencia era sistemáticamente censurada y en muchos casos secuestrada, manteniendo incomunicadas a las presas con sus familiares.
Con misa diaria y conferencias a cargo de jesuitas, las cosas más nimias e inocentes daban lugar a castigos. Las presas castigadas eran conducidas a las celdas de castigo y sometidas a una dieta de pan y agua. Estas celdas de castigo estaban situadas en sótanos bajo el nivel de las aguas del arroyo, lo que provocaba que se inundasen, permaneciendo las presas durante horas o días con el agua por encima de la rodilla. En los últimos años de existencia de la cárcel estas celdas fueron clausuradas.
En aplicación de la disposición franquista de redención de penas por el trabajo, se sabe que funcionaron en Saturrarán varios talleres. En uno de ellos se daba ocupación a cincuenta reclusas que fabricaban bolsas de papel, agendas y  objetos de escritorio por encargo de la casa Berásetegui, de San Sebastián. Otras sesenta penadas realizaban trabajos para los talleres Egaña, de Motrico. Las clases de alfabetización corrían a cargo de veinte presas que tenían el título de maestras, figurando 350 alumnas en el primer año y alcanzando el número de 700 en años sucesivos.

Diferentes vistas en distintas épocas del conjunto de edificios situados en la playa de Saturrarán que fueron utilizados como prisión de mujeres



 

Defunciones en la prisión central de Saturrarán

Esta lista de defunciones de mujeres y niños de la prisión de Saturrarán fue elaborada después de consultar los libros correspondientes del Registro Civil del Juzgado de Paz de Motrico, Partido Judicial de Vergara. Esos libros fueron revisados desde el año 1937 hasta el 14 de Septiembre de 1946. Todos los enterramientos tuvieron lugar en el cementerio de Motrico.
El total de fallecimientos es el siguiente:
Mujeres........116
Niños............  56
Total.............172
De entre las mujeres fallecidas, al menos 35 eran naturales de Asturias al igual que siete de los niños muertos.
Todas estas cifras no pueden ser consideradas definitivas pero sí bastante aproximadas. Es posible que algunas presas y niños fueran conducidas a hospitales o prisiones-hospital, por ejemplo, a Amorebieta, y allí fallecieran y fueran enterradas. Los libros de defunciones del Registro Civil de Ondárroa no fueron consultados y pudiera ser que algunos enterramientos se hubieran efectuado en el cementerio de esa localidad. Es poco probable que se efectuasen enterramientos clandestinos, salvo que se tratase de ocultar la mortandad debida a alguna epidemia.
Desconozco a partir de qué edad se separaba a los niños de sus madres presas, pero sé que se formó alguna expedición de niños que partió de Saturrarán. Supongo que el destino de esos niños serían los hospicios. Más tarde, unos serían entregados a su familia natural, otros a familias de adopción y otros se criarían en los citados centros. Fueron numerosos los casos de niños de la prisión de Saturrarán que fueron recogidos y criados por familias de Ondárroa.
Se advierte que debido a la no siempre comprensible caligrafía de las inscripciones puede haber errores al transcribir los apellidos y lugares de nacimiento. No figuran en los asientos de defunción la vecindad anterior al ingreso en prisión.
Defunciones.
Libro nº 17
Folio nº 6 Marcelina Felgueroso Rodríguez, natural de Langreo, 46 años, casada. El 14-4-38 por pleuresía.
F 8 María Martín Gimeno, natural de Azuara, Zaragoza, 71 años, viuda. El 16-4-38 por enterocolitis aguda.
F 16 Dionisia Chérvoles Ortega, natural de Ventosa, Soria, 56 años, casada. El 6-5-38 por insuficiencia mitral.
F 17 Antonia Cuartero Fitesa, natural de Pila, Zaragoza, viuda.  El 7-5-38 por senectud.
F 23 Felicidad González Peláez, natural de Campiello, Asturias, 63 años. El 24-6-38 de gastroenteritis.
F 24 Felicidad Yánez Fernández, natural de Sama, Asturias, 27 años. El 21-6-38 de bronquitis.
F 31 Lucrecia Martínez Salas, natural de Campillos, Asturias, 22 años. El 23-7-38 por fiebres tifoideas.
F 32 Mª Mercedes Amuedo Bouzón, 5 meses, hija de Florinda Bouzón Bouzón. El 23-7-38 por bronconeumonía.
F 34 Mª Concepción Arrago Alvarez, natural de Grado, 20 años. El 26-7-38 por fiebres tifoideas.
F 35 Etelvina Martínez Salas, natural de Campillos, Asturias, 23 años. El 26-7-38 por fiebres tifoideas.
F 37 María Fernández Gutiérrez, natural de Pola de Lena, Asturias, 40 años, casada. El 28-7-38 por fiebres tifoideas.
F 42 Bienvenida Aguirrezabala Esnaola, natural de Tolosa, 22 años, soltera. El 28-8-38 por fiebres tifoideas.
F 43 Carmen Ríos Tarral, natural de Panes, Asturias, 22 años, soltera. El 28-8-38 por fiebres tifoideas.
F 45 Rosario Alonso San Miguel, natural de Puente Villareuble, León, 41 años, soltera. El 13-9-38 de cáncer de estómago.
F 48 Josefa Alvarez Coalla, natural de Pravia, Asturias, 54 años, casada. El 22-9-38 de tuberculosis.
F 51 Clara Valdés González, natural y vecina de Oviedo, Asturias, de 77 años, viuda. El 14-10-38 por senectud.
F 52 Antonia González Cuervo, natural de La Peral, Asturias, 53 años, casada. El 15-10-38 por miocarditis.
F 54 Primitiva Marañón González, natural de Lerma, Burgos, 40 años, casada. El 4-11-38 por cáncer de matriz.
F 57 Josefa Peruyero Ortiz, natural de Villamayor?, Asturias, 21 años, soltera. El 15-11-38 por tuberculosis.
F 58 Mercedes López Gabela, natural de Peranzanes, León, 18 años, viuda. El 18-11-38 por peritonitis.
F 59 Isabel Díaz Fernández, (nacida en Saturrarán) 3 meses, hija de Carmen Fernández y Rodrigo Díaz. El 25-11-38 por bronquitis capilar.
F 60 Jesusa Ríos Terán, natural de Santa Cruz de Igaña, Cantabria, 54 años, viuda. El 27-11-38 por septicemia.
F 61 Celsa García Arbesú, natural de Santa Marina de Siero, Asturias, 18 años, soltera. El 28-11-38 por hemorragia intestinal.
F 62 Marina Iglesias Fernández, natural de Castrillón, Asturias, 19 años, soltera. El 29-11-38 por septicemia.
F 63 Mª Pilar Baltasara García González, (nacida en Saturrarán, 5 meses, hija de Pilar González y Pedro García. El 2-12-38 a consecuencia de bronquitis capilar.
F 68 Agapita González Fernández, natural de Carbayín Alto, Asturias, 18 años, soltera. El 21-12-38 por tuberculosis pulmonar.
Año 1939 (mismo libro)
F 5 Mª Soledad Manzano García, natural de Oviedo, Asturias, 10 meses, hija de María García y Laudelino Manzano. El 17-2-39 por bronquitis.
F 7 Emelina Muñiz González, natural de Lillo, León, 24 años, soltera. El 28-2-39 por septicemia.
F 8 Angel Palacios Vélez, natural de Santander, de 10 meses, hijo de Angeles Palacio Vélez. El 7-3-39 por bronconeumonía.
F 13 Socorro González Alonso, Soto de Lorío, Asturias, 21 años, soltera. El 25-3-39 por tuberculosis intestinal.
F 16 Amelia Noriega Martínez, natural de Vidiago, Asturias, 37 años, viuda. El 8-4-39 por uremia.
F 30 Carmiña Pico Rodríguez, natural de Pino, Lugo, 2 años, hija de María Pico Rodríguez. El 23-6-39 por bronquitis.
F 31 Concepción Lario Sancho, natural de Torrecilla de Alcañiz, Teruel, 58 años, viuda. El 6-7-39 por insuficiencia cardíaca.
F 34 Visitación Portilla Abascal, natural de Güemes, Cantabria, 29 años, soltera. El 17-7-39 por pleuritis.
F 35 Alfonso Sánchez Alvarez, natural de Bejar, Salamanca, de 2 años y 6 meses, hijo de Alfonso y Segunda. El 9-8-39 por gastritis.
F 38 Eulogia Rozas Rodríguez, natural de Gijón, Asturias, 25 años, casada con Mariano Cimadevilla (1 hija: Mª Begoña). El 24-8-39 por tuberculosis.
F 41 Emilia Fernández Alvarez, natural de León, 1 año, hija de Margarita Fernández. El 7-9-39 por gastroenteritis.
F 45 Asunción García Amaldo, natural de Oviedo?, Asturias, 13 meses, hija de Rosario Amaldo. El 24-9-39 por raquitismo.
F 50 Adela García Alonso, natural de La Peral, Avilés, Asturias, 38 años, casada. El 29-10-39 por... embolia?
F 51 Alejandrina Zaragoza Zaragoza, natural de Cangas de Onís, 25 años, soltera. El 29-10-39 por tuberculosis.
F 59 María García Díaz, natural de Ciaño, Langreo, Asturias, 41 años, casada. El 7-12-39 por escleriosis cardiaca.
F 63 Belardina Murillo Arias, natural de Oviedo, Asturias, 35 años, casada. El 30-12-39 por perforación intestinal.
Año 1940
F 1 Rufina Calvo Incógnito, natural de Lomba de Cabera?, León, de 54 años, viuda. El 10-1-40 por (ilegible)
F 2 Mª Elena Casanueva González, natural de Colunga, 24 años, casada. El 12-1-40 por tuberculosis.
F 17 María García Urquía, natural de San Sebastián, Guipúzcoa, de 56 años, viuda. El 25-3-40 por nefritis.
F 19 Martina Iglesias Molinero, natural de Ciudad Rodrigo, Salamanca, de 32 años, casada. El 25-3-40 por congestión cerebral.
F 20 Elena Díaz Sánchez, natural (ilegible) Málaga, de 10 meses, hija de Alegría y José. El 26-3-40 por raquitismo.
F 33 Eloína Solís Cañón, natural de Casares, León, 60 años, viuda. El 5-5-40 por nefritis.
F 34 Balbina Fanjul Quintana, natural de Oviedo, Asturias, de 31 años, viuda. El 2-5-40 por colitis.
F 35 Encarnación Fernández González, natural de Ciaño, Langreo, Asturias, 51 años, viuda. El 5-5-40 por insuficiencia cardiaca.
F 40 Pabla Cerezuela Mateo, natural de Castelseras?, Teruel, 61 años, soltera. El 9-6-40 por insuficiencia cardiaca.
F 41 Margarita Muñiz Suárez, natural de Serín, Gijón, Asturias, 24 años, soltera. El 12-6-40 por pulmonía.
F 43 Juan Jesús García, natural de Bilbao, 5 meses, hijo de Antonia García y Juan Arteaga. El 26-6-40 por meningitis.
F 44 Josefa Alvarez Villa, natural de Oviedo, Asturias, 2 años, hija de Amadora Villa y Angel Alvarez. El 28-6-40 por meningitis.
F 46 María González Corzo, natural de Oviedo, Asturias, de 24 años, casada. El 2-7-40 por trastornos gástricos.
F 52 Julia Hernández Ramos, natural de Seseña, Toledo, 60 años, casada. El 13-7-40 por ataque cerebral.
F 53 Dolores Garrido Campos, natural de Madrid, 10 meses, hija de Francisca y Salvador. El 16-7-40 por raquitismo.
F 54 Mª Angeles Cañamares Sanz, natural de Madrid, 8 meses, hija de Andrea y Daniel. El 16-7-40 por bronquitis.
F 55 Concepción Muñoz López, natural de Jaén, 16 meses, hija de Rita Muñoz López. El 16-7-40 por raquitismo.
F 56 Benigna Fernández Fernández, natural de (ilegible), Asturias, 64 años, casada. El 16-7-40 por colitis crónica.
F 57 Tomás Luis López Paz, natural de Madrid, de 1 mes, hijo de Nicolasa y Mariano. El 16-7-40 por (no se detalla)
F 58 Miguel Ruiz Incierte, natural de Las Arenas, Vizcaya, 2 años y 6 meses, hijo de Mª Luisa y Miguel. El 24-7-40 por (ilegible).
F 59 Emilia Lizcano Casado, natural de Abenófar, Ciudad Real, 2 años, hija de Amparo y Manuel. El 24-7-40 por (ilegible).
F 60 Isabel López Martín, natural de Bilbao, 8 meses, hija de Vicenta y Vicente. El 24-7-40 por (no se detalla).
F 61 Simona Conté Mur, natural de Angüez?, Huesca, 57 años, casada. El 26-7-40 por colitis.
F 62 Mª Teresa Martínez, natural de León, 10 meses, hija de Modesta Martínez. El 29-7-40 por bronquitis.
F 64 Mª Sol Muñiz Alonso, natural de Oviedo, Asturias, 24 meses, hija de Olga y Ramón. El 29-7-40 por gastritis.
F 64? Mª González Atienza, natural de Veneroso, Jaén, 60 años, casada. El 30-7-40 por insuficiencia cardiaca.
F 65 María López Deamo?, natural de Bilbao, 2 meses, hija de Rogelia y Vicente. El 31-7-40 por raquitismo.
F 66 Eduardo Dago Martínez, natural de Gijón, Asturias, 1 año y 9 meses, hijo de María y Fernando. El 1-8-40 por (sin detallar).
F 67 Antonio Espinos Prat natural de Barcelona, 5 meses, hijo de Rosa y Francisco. El 6-8-40 por (sin detallar)
LIBRO 18
F 1 Aurora Gallegos Riera, natural de Barcelona, 10 meses, hija de Horacio y Carmen. El 7-8-40 por (sin detallar)
F 2 Antonio Fernández Fernández, natural de Almagro, 8 meses, hijo de Pilar y Antonio. El 7-8-40 por (sin detallar)
F 3 Ramón Pí Pages, natural de Barcelona, 6 meses, hijo de Aurora Pí. El 9-8-40 por difteria.
F 4 Valentín Duque Margán, natural de Motrico, 1 año y 1 mes, hijo de Tiburcio y Petra. El 10-8-40 por (sin detallar).
F 5 Pedro Hernández Higueras, natural de Monga, Barcelona, 2 años, hijo de María y Pedro. El 11-8-40 por (sin detallar)
F 6 Mª Teresa Chao Fernández, natural de Madrid, 7 meses, hija de Teresa y Antonio. El 11-8-40 por (sin detallar).
F 7 Bartolomé Sánchez Sánchez, natural de Reus, 1 año y 2 meses, hijo de Isabel y Juan. El 10-8-40 por (sin detallar).
F 8 Dolores Albarrayán? Suárez, natural de Vélez Rubio, Almería, 1 año y 6 meses, hija de Encarna y Miguel. El 11-8-40 por (sin detallar).
F 9 Maruja Fernández Sierra, natural de Oviedo, Asturias, 1 año y 2 meses, hija de Guadalupe Fdez. Sierra. El 12-8-40 por (sin detallar).
F 10 Pedro Espinosa Muriana, natural de Carchelejo, 1 año y 5 meses, hijo de Rosa y Juan Antonio. El 13-8-40 por (sin detallar).
F 11 Eladio González Fernández, natural de Saturrarán, 2 años, hijo de Amelia González Fernández. El 14-8-40 por (sin detallar).
F 13 Ramón Miñán Fernández, natural de Pontevedra?, 8 meses, hijo de Emilia y Daniel. El 15-8-40 por atropsia.
F 14 Mª Paula Jiménez García, natural de Aranjuez, 1 año y 1 mes, hija de Angeles y Miguel. El 18-8-40 por (sin detallar).
F 15 Agustín Lenda? Barbado, 1 año y diez meses, hijo de Etelvina? Y Serafín. El 18-8-40 por (sin detallar).
F 17 Julián Zamoro Romero, natural de Amenáfar, Ciudad Real, 4 meses, hijo de Carmen y Julián. El 19-8-40 por (sin detallar).
F 18 Francisca Fajardo Moreno, natural de Chinchilla, 8 meses, hija de Esperanza y Francisco. El 19-8-40 por (sin detallar).
F 19 Vicenta Gómez Fernández, natural de Lillo?, Toledo, 8 meses, hija de Sebastiana y Jesús. El 22-8-40 por (sin detallar).
F 20 Josefina García Pastor, natural de Mula, Murcia, 11 meses, hija de Lucía y Antonio. El 28-8-40 por colitis.
F 21 Emma Rivas Gorridi, natural de Gijón, Asturias, 2 años y 2 meses, hija de Adela y Eduardo. El 30-8-40 por colitis.
F 22 Antonio Martínez Illera, natural de Madrid, 1 año y 3 meses, hijo de Concepción y José. El 7-9-40 por afección cerebral.
F 28 Miguel Martín Atienza, natural de Madrid, 1 año,  hijo de Poletiria? Martín Atienza. El 28-9-40 por bronconeumonía.
F 35 Manolo Mínguez, natural de León, 2 años y 6 meses, hijo de Patrocinio Mínguez. El 28-10-40 por bronconeumonía.
F 41 Gloria Bezanilla Bárcena, natural de Santa Cruz de Bezana, Cantabria, 29 años, casada. El 15-12-40 por (sin detallar)
F 49 Emilia Muñiz González, natural de Puebla de Lillo, León, 23 años, soltera. El 28-2-39 (¡ojo! Inscripción repetida)
AÑO 1941
F  Julio Romero Santos, natural de Chinchilla?, 6 meses, hijo de Eufemia y Luis. El 1-1-41 por colitis.
F  54 Julia Cabezas (2º ilegible), natural de (ilegible), 2 años y 9 meses, hija de Rosa Cabezas. El 11-1-41 por bronconeumonía.
F 55 Justa Pérez (2º ilegible), natural de Vera de (ilegible), Cuenca, 63 años, viuda. El 12-1-41 por bronquitis.
F 56 Evencia Cachón Román, natural de Valverde, Zamora, 55 años, viuda. El 14-1-41 por cáncer.
F 58 Dolores Fernández Avello, natural de Trevías, Asturias, 61 años, viuda. El 14-1-41 por bronquitis.
F 66 Mercedes Vidal Solís, natural de Madrid, 1 año y 4 meses, hija de Mercedes y Lorenzo. El 9-2-41 por hidroencefalía.
F 68 Marta? Soriano Marchán, natural de Adenojar, 1 año y 9 meses, hija de Julia y Teófilo. El 20-2-41 por bronconeumonía.
F 69 Generosa González Díaz, natural de Bañugues, Asturias, 49 años, casada. El 21-2-41 por (sin detallar).
F 70 Mª Carmen Rodríguez Galera, natural de Manzanares, Ciudad Real, 1 año y 1 mes, hija de Clarita? y Rafael. El 22-2-41 por catarro intestinal.
F 74 Marcelo Muñoz Carramolino, natural de Alcázar de San Juan, 1 año y 2 meses, hijo de Carmen y Marcelo. El 1-3-41 por bronquitis.
F 78 Rosalía Gómez Carballo?, natural de Laguna de Castuera?, 61 años, casada.  El 11-3-41 por nefritis.
F 83 Valentina Tomás Vicente, natural de San Esteban de (ilegible), Soria, 60 años, casada. El 28-4-41 por infarto cerebral.
F 85 Moraima Cuervo Prieto, natural de Gijón, Asturias, edad (ilegible), viuda. El 2-5-41 por colitis.
F 89 Herminia Rey Acebedo, natural de Lugo, 26 años, soltera. El 21-5-41 por tuberculosis pulmonar.
F 89 Isabel Peña Ortuño?, natural de Bechuer, Jaca, Huesca, 67 años. El 30-5-41 por (ilegible) cardiaca.
F 93 Pilar Leal Serrano, natural de Inielca?, Cuenca, de 50 años, casada. El 10-6-41 por (ilegible) cardiaca.
F 95 Fernando Agarreche Fenareña?, 1 año y 5 meses, hijo de Antonia y José. El 18-7-41 por enterocolitis.
F 98 Felicidad Blanco Fernández, natural de Almansa?, León, 38 años, casada. El 20-7-41 por (sin detallar).
F 102 María Baella Palau, natural de Lérida, 50 años, viuda. El 31-7-41 por nefritis.
F 115 María Barbero Moya, natural de Cardeñate?, Cuenca, 64 años, casada. El 19-9-41 por crisis? Cardiaca.
F 119 Juana Herrera Gómez, natural de Jodar, Jaén,  de 42 años, casada. El 24-10-41 por bronquitis.
F 120 Apolonia Valero Castelblanco, natural de Salvacañeta?, Cuenca, de 56 años, casada. El 28-10-41 por colitis.
F 122 Juana Aguilera Illana, natural de Burgos, de 65 años, viuda. El 10-11-41 por pulmonía.
F 124 Luisa Lucas Calle, natural de Aranjuez, Madrid, de 62 años, casada. El 13-11-41 por pulmonía.
F 127 Ana Márquez Domínguez, natural de Rete?, Málaga, 46 años, viuda. El 27-11-41 por obstrucción intestinal.
AÑO 1942
F 2 Elisa Ugena Ruiz, natural de Madrid, 76 años, casada. El 12-1-42 por arterioesclerosis.
F 8 Adelaida Romero Rayo, natural de Siruela, Badajoz, casada. El 30-1-42 por (sin detallar).
F 15 Gregoria Lorenzo Serrano, natural de (ilegible), Cuenca, de 44 años, casada. El 3-3-42 por (sin detallar).
F 16 Antonia Figueres Pavón, natural de Madrid, 6 meses, hija de María y Roque. El 4-3-42 por (sin detallar).
F 17 Teresa Gallo Moruno, natural de (ilegible) , de 56 años, viuda. El 6-l3-42 por encefalía.
F 21 Francisca Márquez Pérez, natural de Alicante?, de 24 años, casada. El 3-4-42 por tuberculosis.
F 25 Dorotea Loriz Ortiz, natural de La Naja?, Huelva, de 65 años. El 1-5-42 por hiperheloidia?.
F 26 Aurora Hernández Lendúez, natural de Jaén, 27 años, viuda. El 3-5-42 por tuberculosis.
F 27 Ana Josefa Rueda Pacheco, natural de Abertura, Cáceres, de 65 años, casada. El 7-5-42 por peritonitis.
F 28 Donata Marrón Andrés?, natural de Burgos, de 52 años, casada. El 12-5-42 por (sin determinar)
F 29 Valentina Jiménez García, natural de Cáceres, de 31 años, casada. El 13-5-42 por (sin determinar).
F 30 Pilar González Castro, natural de Lugo, de 34 años, casada. El 14-5-42 por insuficiencia del corazón.
F 38 Fernanda de la Morena y de la Morena, natural de Villamayor de Calatrava, Ciudad Real, de 70 años, casada. El 13-6-42 por celema.
F 39 Balbina Meruelo Concha, natural de Camargo, Cantabria, de 56 años, casada. El 16-6-42 por colitis.
F 40 María Sancho Magro, natural de Atienza, Guadalajara, de 21 años, casada. El 20-6-42 por tuberculosis pulmonar.
F 41 Francisco Andrés Cantón, natural de Bilbao, de 2 años y 2 meses, hijo de Bárbara y Luis.  El 20-6-42 por sífilis.
F 45 Ricarda Cencenada? Casanova, natural de Urda?, Guipúzcoa, de 38 años, casada. El 4-7-42 por obstrucción intestinal.
F 46 María Romero Juenero?, natural de Arnaga?, de 59 años, casada. El 12-7-42 por insuficiencia cardiaca.
F 48 Milagrosa Gafo López, natural de Fíos?, Asturias, de 28 años, soltera. El 31-7-42 por tuberculosis.
F 55 Dorotea Mansilla Espinosa, natural de Casas de Don Pedro, Badajoz, de 50 años, viuda. El 5-9-42 por insuficiencia cardiaca.
F 56 María Fabián Plaza, natural de Badajoz, de 53 años, viuda. El 8-9-42 por insuficiencia cardiaca.
F 58 Ana Flores Flores, natural de Chocavo?, Almería, de 54 años, viuda. El 17-9-42 por insuficiencia cardiaca.
F 60 Catalina de Ontoca? Mansilla, natural de Montefrío, Granada, de 85 años, casada. El 6-10-42 por insuficiencia cardiaca.
F 61 Francisca Garrido Sobrino, natural de Galabosa?, Ciudad Real, de 61 años, viuda. El 11-10-42 por insuficiencia cardiaca.
F 64 Elisa Pavedo Rufo, natural de Madrid, de 34 años, casada. El 29-10-42 por obstrucción intestinal.
F 66 Sofía Rodríguez Esteban, natural de?, de 59 años, casada. El 8-11-42 por edema.
F 67 María Moya Morales, natural de Granada, de 58 años, casada. El 12-11-42 por (sin especificar).
F 68 Aurelia Pastur Sanz, natural de Badajoz, de 59 años, viuda. El 6-12-42.
F 71 Carmen Pulido Noguera, natural de Salobreña?, Granada, de 33 años, viuda. El 18-12-42 por (sin especificar)
F 72 Josefa Caballero Chafé, natural de Cuenca, de 38 años, viuda. El 16-12-42.
F 73 Isabel Jiménez Sánchez, natural de Cáceres, de 26 años, soltera. El 16-12-42.
F 74 Marina Silva Mier, natural de Ribadesella, Asturias, de 26 años, soltera. El 23-12-42 por tuberculosis pulmonar.
F 76 Lorenza Toledano Arenas, natural de Burgos, de 30 años, soltera. El 29-12-42 por tuberculosis pulmonar.
AÑO 1943
F 4 Soledad Barba Martínez, natural de Sexto, Albacete, de 64 años, viuda. El 26-1-43 por uremia.
F 6 Romana Pareira Montero, natural de Villalobas, Toledo, de 54 años, viuda. El 31-1-43 por tuberculosis pulmonar.
F 10 Abundia Villamayor Castillo, natural de Madridejos, Toledo, de 60 años, viuda. El 3-3-43 por colitis.
F 11 María Gachón Olmo, natural de Badajoz, de 61 años, casada. El 5-3-43 por (sin detallar).
F 12 María Hidalgo Izquierdo, natural de Los Corrales, Sevilla, de 54 años, viuda. El 5-3-43 por (sin detallar).
F 14 Mª Josefa Rubio Cáceres, natural de Belmoso?, Córdoba, de 27 años, soltera. El 24-3-43 por tuberculosis pulmonar.
F 26 Prudencia Castillo Jarabo, natural de Guadalajara, de 56 años, casada. El 19-6-43 por reumatismo agudo.
F 31 María Renau Manens?, natural de Ayora, Castellón, de 42 años, casada. El 7-8-43 por tuberculosis pulmonar.
F 33 Anselma Fernández Farpón, natural de Oviedo, Asturias, de 32 años, soltera. El 10-8-43 por tuberculosis pulmonar.
F 34 Casilda Frutal Rubias, natural de Lugo, de 31 años, soltera. El 20-8-43 por tuberculosis pulmonar.
F 37 Claudia Molina Begara, natural de Jaén, de 50? años, casada. El 12-9-43 por tuberculosis pulmonar.
F 38 Vicenta Devis Marcia, natural de (ilegible), Castellón, de 18 años, soltera. El 18-9-43 por tuberculosis pulmonar.
F 39 Manuela Sánchez Osli?, natural de San Vicente de la Barquera, Cantabria, de 40 años, casada El 24-9-43 por insuficiencia mitral.
F 41 Ramira Veguera Vázquez, natural de Sequeiro?, Asturias, de 33 años, soltera. El 12-10-43 por bronquitis.
F 44 Pilar Mayoral Blázquez, natural de Badajoz, de 20 años, soltera. El 2-11-43 por tuberculosis pulmonar.
AÑO 1944
F 3 Juana Hidalgo Morales?, natural de Meco?, Madrid, de 44 años, viuda. El 12-1-44 por nefritis.
F 8 Mercedes Jiménez Aguilar, natural de Mancha Real, Jaén, de 39 años, casada. El 6-2-44 por bronconeumonía.
F 9 Sabina Aja Gómez, natural de Liérganes, Cantabria, de 49 años. El 14-2-44 por congestión cerebral.
F 17 Angel López Solano, natural de Santander, de 1 año y 6 meses, hijo de Leonor? Y Ramón. El 6-4-44 por (sin especificar).
F 22 Angeles Bragado del Río, natural de Fuentesa...?, Zamora, de 38 años. El 10-5-44 por nefritis.

http://www.elcorreo.com/vizcaya/20130514/mas-actualidad/sociedad/rosas-saturraran-201305131901.html

 ISLA MUJERES

Las rosas de Saturraran.


Un balneario de Mutriku se convirtió en la mayor cárcel franquista de mujeres. En sus celdas fallecieron 170 presas y niños, un episodio olvidado demasiado tiempo

13.05.13 - 19:01 -

Entre Ondarroa y Mutriku, la playa de Saturraran forma parte de un bello entorno, antaño lugar de veraneo y descanso para turistas adinerados. Las olas llegan con fuerza hasta este arenal que destaca por el peculiar perfil de dos peñascos que, según cuenta la leyenda, adoptaron la forma de dos amantes, Satur y Aran. El lugar, sin embargo, guarda una historia cruenta real que conviene recordar pues incluso hoy son muchas las personas que desconocen que en esta playa hubo un presidio en el que miles de mujeres sufrieron persecución, hambre, enfermedad y muerte. Muchas de ellas vieron, además, cómo les arrebataban a sus hijos para darlos en adopción a familias falangistas.
Saturraran fue una Prisión Central para mujeres juzgadas y condenadas que funcionó como tal entre 1938 y 1944, es decir, durante la Guerra Civil y hasta cinco años después de finalizada la contienda. El conjunto de edificios que albergó la cárcel pertenecían a un antiguo hotel balneario de lujo, y sirvieron para diferenciar a las presas en pabellones: el de las madres, el de las ancianas y un tercero para las jóvenes. La investigadora y periodista María González Gorosarri, autora del libro 'No lloréis, lo que tenéis que hacer es no olvidarnos', calcula que cada una disponía de unos 45 centímetros de suelo para dormir, y lo hacían sobre jergones de hoja de maíz amontonados. En 1944, con la II Guerra Mundial terminada y ante el temor de que la victoria de los aliados pusiera fin a la dictadura fascista en España, el régimen decidió echar el cierre al penal y los edificios fueron cedidos a la Iglesia para su uso como seminario.
De aquellas construcciones no queda vestigio alguno, ya que las infraestructuras se demolieron en 1987. Tan sólo se ve una explanada de cemento que sirve de aparcamiento para los bañistas que acuden a la playa en verano. La única referencia a la situación que allí se vivió es una pequeña placa colocada en 2007 en homenaje a los cientos de mujeres y niños que estuvieron encarcelados en este precioso lugar y de donde algunas jamás llegaron a salir, así como un documental, una película basada en los trágicos hechos ocurridos en la cárcel y varios estudios y libros que recogen los testimonios de las supervivientes y que destacan la falta de humanidad y el despotismo con que fueron tratadas, aunque sus dramas fueron silenciados por el franquismo y la transición.

Prisioneras de Saturraran con seis de las monjas guardianas. Las reclusas sólo podían fotografiarse con la ropa de los domingos./ Archivo de E. Piñero
Por las celdas de Saturraran pasaron más de 4.000 reclusas de 16 a 80 años y de todos los puntos de España. Eran presas políticas, aunque no necesariamente habían pertenecido a algún partido o asociación o tenían determinado nivel de compromiso. Bastaba con ser madre, esposa o hija de algún republicano para ser detenidas como medida de chantaje o de castigo hacia sus familiares o incluso a veces bajo la acusación de no haber sabido "contener a sus hombres". La imputación más frecuente era haberse mantenido fieles al orden legal de la República, castigado con delito de rebelión. La justicia al revés. A sus vástagos se les consideraba "hijos de débiles mentales". Procedían sobre todo de Asturias y de Madrid y también había algunas pocas vascas. Todas fueron sometidas a la férrea disciplina impuesta por las monjas de la orden Mercedarias –hasta negaban la leche a los niños pequeños-, quienes se encargaban del orden interior de la prisión junto con un sacerdote, un funcionario de prisiones y 50 militares.
Sor 'Pantera blanca'
Entre las guardianas se distinguía por su crueldad la superiora sor María Aranzazu Vélez de Mendizábal, un personaje siniestro. "La llamábamos sor 'Pantera blanca' porque tenía los hábitos blancos pero el corazón muy negro", apuntó una superviviente. Salvo alguna excepción, las religiosas se distinguían por su especial celo: "Casi todas las monjas eran como demonios; me acuerdo de muchas de ellas y en especial de sor Jesusa, que era de Arrasate, de sor Ángeles, de Usurbil, o de sor Ana, que a punto estuvo de encerrarme en el sótano", relataba otra mujer. Al parecer, también hubo una monja que, sin embargo, viendo las condiciones infrahumanas en que vivían las prisioneras, decidió abandonar los hábitos mercedarios.
María José Berenet destaca el gesto de los pescadores de Ondarroa, que "salían a pescar para las reclusas, sabedores del hambre que pasaban dentro de aquellas siniestras dependencias". Pero las monjas llegaron al extremo de confiscar los víveres que familias solidarias de Ondarroa, Mutriku y Deba hacían llegar a las presas para venderlos en el economato de la propia prisión e incluso fuera del recinto. Así, además de contribuir al estraperlo en beneficio del convento, incrementaban el hambre de las prisioneras y de sus criaturas hasta el punto de llevarlas a la muerte.
Santurraran tenía capacidad para 700 prisioneras, pero su población nunca bajó de las 1.500. Durante los seis años en los que se mantuvo operativo el penal fallecieron entre sus muros 116 mujeres y 56 niños y niñas, tanto por los malos tratos que les infligieron como por inanición, tifus, tuberculosis y otras enfermedades. A estos decesos hay que añadir los de presas que murieron tras ser trasladadas a un centro hospitalario o las que fallecieron al poco de recobrar la libertad, hasta el punto de que se planteó la necesidad de ampliar el cementerio de Mutriku. Indica la investigadora María José Berenet que pese a que no se formalizaron ejecuciones sumariales en Saturraran, hubo varias muertes sin justificar.
Un día, cuando las madres salieron al patio con sus hijos, vinieron unas monjas Teresianas en un autocar y mandaron a las mujeres a limpiar el río. Les dijeron que los niños mayores de 5, 6 y 7 años tenían que quedarse dentro, que iban a pasar un reconocimiento médico. Eran un centenar. Cuando las madres volvieron los pequeños ya no estaban. En el mejor de los casos, familias de localidades vecinas se hicieron cargo de las criaturas. Otros acabaron en la inclusa de las religiosas y fueron dados en adopción. Según el historiador Ricard Vynyes, "una serie de disposiciones legales propiciaba que los padres de los niños que integraban Auxilio Social perdieran la patria potestad, que pasaba al Estado o a una familia siempre que ésta fuera profundamente católica y adepta al Régimen". Paradójico, por cuanto desde el Nuevo Estado y la Iglesia exaltaba la maternidad y la protección a la infancia, mientas que a las mujeres republicanas encarceladas se las privaba de su derecho a ser madres en condiciones y a sus hijos e hijas de recibir los cuidados y atención necesarios.
A esta tortura cabía añadir, como relataba la maestra gallega Josefa García Segret en su libro 'Abajo las dictaduras', el acoso y las agresiones sexuales que sufrieron las prisioneras por parte de sus monjas guardianas. El estudio 'Situación penitenciaria de las mujeres presas en la cárcel de Saturraran' elaborado por Emakunde y el Instiuto vasco de Criminología de la Universidad del País Vasco señala asimismo que "si algo ha quedado en la memoria colectiva de las prisioneras es el frío y la humedad que se respiraban en las celdas de castigo. En los casos de marea alta, el agua del mar llegaba a penetrar en la celda, lo que obligaba a las reclusas a subirse a ciertos altillos para no mojarse. Así y todo, a veces el agua les llegaba hasta la cintura".
La revista 'Redención', órgano propagandístico del Patronato de Redención de Penas, dedicaba frecuentes y amplios reportajes a la Prisión Central de Saturraran, con parabienes al sistema y noticias de toda índole, indica el mismo informe. Por supuesto, las contradicciones entre la imagen que el régimen quería dar de la prisión y los testimonios orales y las evidencias recogidas de los expedientes son manifiestas. Son el blanco y el negro, sin lugar a matices. Lo que para algunas eran terribles vivencias, para otros eran unos números, una parte de un sistema carcelario singular.