dimarts, 19 d’agost de 2014

Nos dejó García Lorca, según un primer twuit de rtve.


http://www.cuartopoder.es/telematon/nos-dejo-lorca/6222


JAVIER PÉREZ DE ALBÉNIZ | Publicado: 
Captura del comentario sobre Federico García Lorca en el Twitter de RTVE.
Captura del comentario sobre Federico García Lorca en el Twitter de RTVE.
“Tal día como hoy nos dejaba Federico García Lorca”, decía ayer la cuenta de Twitter deRTVE. De esta manera tan sutil, tan aséptica, tan pulcra y saludable, conmemoraba la televisión pública española el 78 aniversario de la muerte del poeta de Fuente Vaqueros. Poeta que, por cierto, fue asesinado por ser rojo y homosexual por el ejército golpista y fascista del generalFrancisco Franco. ¿Nos dejó García Lorca? Algunos pusieron mucho de su parte para que nos dejase.
“Porque tú crees que el tiempo cura y que las paredes tapan, y no es verdad, no es verdad”, escribió Federico en Bodas de sangre. Han pasado 78 años desde que fue fusilado, a las 4:45 de la madrugada del 18 de agosto, en el camino que va de Viznar a Alfacar. Han pasado 78 años y el cuerpo del poeta sigue donde lo arrojaron sus verdugos, en una fosa común, junto a los cuerpos de un maestro y dos banderilleros. Rojos, anarquistas. Han pasado 78 años y algunos siguen sugiriendo que Federico García Lorca “nos dejó”.
¿A quién puede molestar que se hable de Lorca, que se recuerde su figura, que se añore su poesía, que se hable de manera clara de cómo fue ajusticiado? A quienes de alguna manera se identifican con sus asesinos, a los que se niegan a condenar la dictadura, a aquellos que impiden que se abran las fosas para que las familias de las víctimas del franquismo recuperen su pasado, su dignidad. Un grave error, porque como escribió el propio Federico, “en España, los muertos están más vivos que en cualquier otro país del mundo”.
Setenta y cinco años después del final de la Guerra Civil aún quedan en España más de cien mil desaparecidos por desenterrar. Somos el segundo país del mundo, tras Camboya, con más ciudadanos desaparecidos. Deberíamos avergonzarnos. Nos alegramos cuando una abuela de laPlaza de Mayo encuentra a su nieto, robado por los militares golpistas argentinos. Pero consentimos que Mariano Rajoy y su Gobierno acabasen, nada más llegar al poder, con las ayudas del Estado para las exhumaciones: invierten más dinero en el Valle de los Caídos, 214.000 euros para restaurar la portada de la basílica el pasado año, que en buscar a los desaparecidos.
El Gobierno del PP mira para otro lado ante las exigencias de la ONU sobre los desaparecidos durante el franquismo: “cumplan sus obligaciones humanitarias”. Formalicen la Ley de Memoria Histórica, reclama la ONU, y no olviden la imprescriptibilidad de los crímenes de guerra y lesa humanidad.
¿Desaparecidos? ¿Crímenes de guerra y lesa humanidad? Yo creía que toda esa gente simplemente “nos dejó”. El Gobierno de Rajoy piensa que las desapariciones forzadas de la guerra civil y el franquismo no merecen tantos esfuerzos por parte del Estado: “Creemos que la excesiva atención al pasado dificulta la identificación de problemas futuros y presentes”, dijo a finales del pasado año la embajadora española ante la ONU en Ginebra, Ana Menéndez, en su intervención final ante el Comité de Naciones Unidas sobre Desapariciones Forzadas. Es decir, que exhumar cuerpos de desaparecidos para que puedan ser enterrados por sus familiares, algo que podría parecer un motivo humanitario, entorpecería los esfuerzos del Gobierno para solucionar el problema del paro y salir de la crisis.
¿Está claro? Pues eso, que “nos dejaron”. Que se olviden ustedes. Que no piensan mover un dedo por aquellos que murieron defendiendo un Gobierno legítimo. Lástima. “Hay que dejar el ramo de azucenas y meterse en el fango hasta la cintura para ayudar a los que buscan azucenas”, sentenció Federico en la conferencia Charla sobre el teatro.

Cap comentari: