dissabte, 23 de gener de 2016

El Pleno de Avilés se cierra sin consenso sobre el desarrollo de la Ley de Memoria Histórica.


http://www.elcomercio.es/aviles/201601/22/pleno-cierra-consenso-sobre-20160122001049-v.html


Somos, IU y Ganemos exigían crear un Consejo de la Memoria que el PSOE planteaba eliminar del texto y posponer en el tiempo

Las calles Francisco Orejas Sierra y José López Ocaña no cambiarán de nombre, y los represaliados durante la Guerra Civil y el franquismo no serán nombrados hijos predilectos de Avilés. Tampoco habrá un Consejo de la Memoria ni se llevarán a cabo las medidas sobre memoria histórica que proponían conjuntamente Somos, Izquierda Unida y Ganemos. Ni esas, ni las que incluía el PSOE en su enmienda a la moción de estos tres grupos. El asunto no ha logrado suscitar ningún acuerdo sino que encendió ayer el debate en el Pleno municipal.
Los socialistas asumían algunas de las peticiones incluidas en la moción, como la protección integral de las fosas o la incorporación de la documentación relacionada con esa época al archivo histórico, e incluso hicieron algunas propuestas entre las que se incluía la realización de un documental que recogiera testimonios de víctimas de la dictadura. Sin embargo, su enmienda eliminaba algunas cuestiones que tanto Somos como Ganemos e Izquierda Unida consideraban irrenunciables, caso de la creación del consejo. «Es el punto más importante», aseguraba la edil de la coalición, Carmen Conde.
Todos los partidos coincidieron en que hay «un déficit de memoria en este país» que es necesario reparar, pero no hubo consenso en cuanto a la forma en la que esto debe hacerse. Izquierda Unida pidió «valentía» a los socialistas y que estos apoyasen el texto, pero el Partido Socialista entendió que había algunos puntos que requerían dar pasos previos, como estudios o consultas. Así mismo, el portavoz municipal, Ramón Fernández Huerga, recordó que la primera corporación democrática de la ciudad ya se había encargado de eliminar del callejero los nombres «que ofendían».
Cumplir la ley
Al final, lo que ocurrirá será que el Ayuntamiento de Avilés dará pasos para cumplir la Ley de Memoria Histórica, algo a lo que ya ha instado el propio Principado. Ya se ha solicitado un estudio con georradar de la fosa de la Pinera y también se han iniciado los trabajos para localizar los escudos, insignias, placas y otros símbolos de la época franquista que aún pudieran figurar en el concejo. Sus resultados se elevarán al Consejo Regional de la Memoria, que procederá después a realizar sus recomendaciones.
Huerga incidió en que su grupo no se niega a crear un órgano similar de ámbito local, pero considera que esto debe hacerse «a posteriori». También criticó la actitud de los tres grupos proponentes que, según aseguró, «acostumbran a llegar a última hora con mociones que no quieren discutir con el PSOE», unas propuestas que acaban siendo rechazadas al no contar con respaldo suficiente. «Más que aprobarlas, lo que les interesa es forzar votaciones que den lugar a titulares llamativos», apunta el portavoz socialista.
«No discutimos para abrir heridas, sino que pedimos hacer lo mismo que se hace en toda Europa», señaló Agustín Sánchez, de Ganemos, que pidió sacar este asunto del debate partidista. No lo logró.



El edil de Somos, Primitivo Abella, se dirige a Juan Cuesta, de Ciudadanos.
El edil de Somos, Primitivo Abella, se dirige a Juan Cuesta, de Ciudadanos. / MARIETA